Raúl Martínez dijo que no confía en los datos brindados por Simón

El Diputado radical señaló que no tiene confianza en la información aportada por el interventor del Instituto de Previsión Social de la Provincia ya que consideran que el instituto es deficitario. Además aseguró que cuando el IPS brinde datos serios, la ley será aprobada.
El diputado provincial Raúl Martínez ratificó la postura que tomó el bloque de la UCR el pasado miércoles en el tratamiento de la ley provisional. Señaló que necesitan analizar con el tiempo adecuado como lo hizo el Senado. Además aseguró que cuando el IPS brinde datos serios, la ley será aprobada. "No confío en los datos que brindados por Ramón Simón", indicó el legislador.

La semana pasada el centro de la información legislativa giró en torno de la ley provisional. Luego de la decisión del cuerpo de mandar a comisión el 82% móvil, se empezaron a escuchar voces a favor y otras en contra del proyecto de ley que tiene media sanción de la Cámara alta.

Uno de los que sorprendió por su bajo perfil declarativo fue el diputado provincial Raúl Martínez, quien aseguró ayer que no confía en los datos que brinda el titular del IPS. "Realmente no sé cómo mágicamente el interventor resuelve los problemas deficitarios. Hace seis meses nos dijo una cosa y la situación financiera de la Provincia sigue siendo la misma", comentó el legislador.

"No podemos aprobarla de buenas a primeras porque es probable que esto no se cumpla. Cuando el IPS nos brinde datos serios la ley será aprobada", aseguró.

Además explicó que "los senadores tuvieron tiempo suficiente para dar media sanción, nosotros no lo tuvimos". En este sentido también comentó que "si bien hubo legisladores que dieron por aprobada la ley, tienen que saber que no es la voluntad de uno solo sino de varios. Hay que tener en cuenta que es algo muy serio".

Asimismo admitió que no hay una oposición a la ley en sí misma ni tampoco a los beneficios, sino que "nos oponemos al tiempo en el que se trata, y al miedo a que no se cumpla. Nuestra abogada asesora dijo que no se pueden obtener datos del IPS, y las palabras de Simón no son confiables. Todos los legisladores cumplimos aprobando o no la ley, pero no podemos ser irresponsables", aseguró.

La voz oficial

El interventor del Instituto de Previsión Social, Ramón Simón, dijo que pese a lo adeudado por la Nación (alrededor de 100 millones de pesos) y la DPEC, entre otros organismos, "absolutamente alcanza para el cronograma habitual y normal a los pasivos en el caso de aprobarse el 82% móvil".

A su vez, lamentó que los jubilados siempre sean los postergados "nunca tienen tiempo para los pasivos" que hace más de 15 años esperan por esta ley. Señaló además que la aprobación de la reforma previsional no debería impactar negativamente en el IPS.

"La nueva ley implica esfuerzos fiscales para la Provincia, para la aplicación del 82% móvil, porque habrá movimiento en jubilaciones en el orden del 8 ó 10% en el haber promedio. Para avanzar, sin duda, dependemos de la política salarial del Gobierno; en estos cuatro años no hemos tenido inconvenientes en pagar los aumentos, porque, en la medida en que las administraciones públicas provincial y municipal paguen los sueldos, nosotros recibimos los aportes y alcanza para cubrir los salarios y pagar los aguinaldos", aseguró en su momento Simón.

Destacó que los aumentos, que serían en promedio del 9% en los haberes de los pasivos, podrían solventarse sin inconvenientes con la capacidad financiera actual del organismo previsional. "Nada indica que no podamos pagar estas sumas. Inclusive, estamos preparando para pagar en octubre el retroactivo del blanqueo de sumas en los salarios de la Policía", aseguró el titular del IPS, Ramón Simón

Comentá la nota