Radicales fortalecen acción en el interior de la provincia

El senador Gerardo Morales asistió a una reunión con dirigentes de Libertador General San Martín, Departamento de Ledesma, acompañado por el presidente del Comité Provincia de la UCR, Raúl García Goyena, el diputado nacional Miguel Giubergia y los legisladores provinciales Alberto Bernis y Raúl Rizzotti.
La misma se concretó en los salones de la Sociedad Sirio Libanesa, donde se encontraban numerosos dirigentes, concejales y afiliados del centenario partido. En este encuentro se entregaron reconocimientos a legisladores locales y provinciales, que accedieron a una banca con el retorno de la democracia.

Posteriormente, la dirigencia radical visitó la localidad de Maimará, donde fue recibida por el ex diputado provincial Humberto López y numerosos dirigentes y afiliados de distintas localidades de la quebrada.

Al hacer uso de la palabra, el senador manifestó ‘que el radicalismo en estos últimos años dejó de estar parado en su eje entonces, para comprender la crisis del radicalismo tenemos también que mirarnos entre nosotros, y tenemos que comprender que en algún punto dejó de pararse donde estaba, y nos pasamos a convertir en un partido en donde cualquiera arreglaba con cualquiera, ó la situación de Maimará -se preguntó- no es producto de esa crisis de identidad y de esa crisis de valores, porque en verdad, nosotros no gobernamos la comisión municipal porque nos traicionó un vocal, que se dio vuelta, que no soportó, que no aguantó defender las convicciones aún en las peores circunstancias’.

En otro tramo, luego de referenciar la situación del partido a nivel nacional, tocó la realidad local manifestando que ‘hay que convocar a la gente, y pensar en Jujuy, y recuperar y parar un proyecto provincial que no hay por que el gobierno no lo tiene, el peronismo no lo tiene, no saben cómo resolver los problemas, no tienen un plan productivo, ni social, ni turísticono tienen nada”.

Finalmente instó a la dirigencia a seguir trabajando, hablando y comprometiendose con todos los problemas de la gente en cada pueblo, en cada lugar, y demostrarle que nosotros somos una fuerza política, somos un partido que defiende un proyecto y que va a trabajar para darle respuestas a los jujeños’.

Prosiguiendo la gira, Morales y sus acompañantes asistieron al ‘1er. Encuentro de Jóvenes Capitalinos’, que se desarrolló en el complejo Las Vertientes, localidad de Lozano, en donde participaron más de veinte organizaciones juveniles.

Al respecto Victoria Luna Murillo , Coordinadora del Programa de Fortalecimiento Juvenil dependiente del Municipio de San Salvador de Jujuy, expresó ‘que el objetivo es que los jóvenes tengan la palabra y desde nuestro lugar se puedan obtener proyectos innovadores para luego tomarlos y ponerlos en práctica desde el municipio como agenda a realizar’.

Por su parte, Morales se refirió a los 25 años de democracia destacando que ‘cuando uno compara en democracia un gobierno con otro, siempre se da cuenta que los gobiernos no son totalmente malos o totalmente buenos, pero cuando hace ahí la comparación a veces se queda en medio camino y no logra distinguir lo importante. Creo que la comparación la tenemos que hacer con el estado de vigencia al sistema de derechos y la dictadura y muchos de ustedes, que son jóvenes, son hijos de la democracia, han nacido vigentes a un sistema de vida y de convivencia totalmente distinto al que nos tocó vivir a algunos.’

Balance anual

de la J. Radical

La Juventud Radical de Jujuy destacó el documento aprobado por el Comité Nacional del sector sobre la tarea que desarrolló a lo largo del año que termina, afirmando que luego de un 2008 de “intenso trabajo político, consideramos que es imprescindible repetir esta instancia de diálogo y discusión política que reafirman el carácter democrático de nuestra organización”.

Al iniciar la gestión el 7 de diciembre de 2007, “establecimos como prioridad ponernos al frente de la conmemoración de los 25 años de la recuperación de la democracia en nuestro país. ¿Por qué? Por que había que revalorizar la actuación de un partido que en ese momento histórico supo estar a la altura de las circunstancias, por que era el momento de reconocer la labor del Dr. Alfonsín, por que era la oportunidad de debatir en profundidad las grandes asignaturas pendiente de la democracia y los desafíos futuros que como generación debíamos afrontar. Sería esa entonces la línea política que trazaría el surco por el cual se transitaría a lo largo de 2008”.

Destacan su “enorme satisfacción de haber sido quienes lleváramos adelante el acto de conmemoración del 30 de octubre que quedará grabado en las retinas de nuestra historia militante. Sabemos que el acto del Luna Park no fue un puerto de llegada sino la pista de despegue que nos enfrenta a nuevos desafíos, a nuevos retos, que nos pone al frente de lucha no en un futuro indefinido sino en el presente inmediato, habrá que asumir riesgos, habrá que abrazar compromisos”.

De manera que el 2009, “se presenta como una bisagra electoral en donde nuestra generación corre con el derecho y la obligación sumada de ser protagonistas, promocionando a nuestros correligionarios de ideas y compañeros de lucha hacia la disputa de espacios políticos relevantes en todos y cada uno de los distritos de nuestro país.

Por que en definitiva la democracia necesita que sean los jóvenes quienes tomen la iniciativa de aportar a la construcción de un nuevo modelo de país”.

El radicalismo ante esa realidad “debe reafirmar su identidad como fuerza nacional y popular, teniendo en la Unión Cívica Radical el instrumento partidario dispuesto a disputar en el campo electoral la voluntad de las mayorías”.

Considerando el proceso de construcción de una alternativa con diferentes partidos y sectores sociales, “paralelamente debemos seguir trabajando en el fortalecimiento de nuestro partido, propiciando la democratización de las decisiones, abriendo y ampliando los canales de participación y debate”.

La Unión Cívica Radical, “está llamada a erigirse en una alternativa socialdemócrata y republicana al actual modelo de acumulación kirchnerista soportado sobre la hegemonía, el populismo y el patrimonialismo. Hace falta un partido político para gobernar el país”, concluyeron.

Comentá la nota