Racconto se distancia de Jaque: pide más autocrítica y cambios de actitud

Racconto se distancia de Jaque: pide más autocrítica y cambios de actitud
En una opinión enviada a este diario, el Vice asegura que no se entendió el resultado electoral y faltan respuestas.
"No siempre con buenas intenciones se obtienen resultados satisfactorios. La voluntad no alcanza para concluir con éxito una gestión de gobierno que, a juzgar por los resultados de las últimas elecciones, dejaron la sensación de un generalizado malestar en la ciudadanía mendocina...A tres meses de esa luz de alerta todavía no se percibe que el mensaje del pueblo haya motivado lo suficiente como para encontrar una rápida salida a los problemas".

El texto no pertenece a ningún referente opositor sino al vicegobernador Cristian Racconto quien, en una nota de opinión enviada a este diario, muestra su divorcio de la gestión del gobernador CelsoJaque y además pide que haya autocrítica y cambios de actitud en "las actuales autoridades".Pero va más allá y hasta se anima a hablar de propuestas de un nuevo modelo de provincia.

Racconto ya había amagado con marcar diferencias.El sábado pasado se realizó una reunión entre los referentes del peronismo para replantear la gestión.Racconto no fue a la cita y, en cambio, eligió escribir su postura y mostrar su disidencia con Jaque en cuatro carillas tituladas "Lo bueno, lo malo y lo feo" (ver página 6).

El texto es crítico, habla de falta de acción y el Vicegobernador esboza algunas propuestas de gobierno como alguien "ajeno" a la actual gestión.

En su diagnóstico, Racconto no es muy positivo sobre el Gobierno. y asegura que el mendocino "advierte de pronto que comienza a respirar una atmósfera enrarecida, grávida de interrogantes e incertidumbres, que parecen conducirlo a un destino poco claro". "La impresión más generalizada es que estamos dejando de pisar suelo fuerte como si faltaran los resortes ordenadores del desenvolvimiento de nuestra comunidad", alerta Racconto.

Aunque asegura que su intención no es "levantar una polvareda de pánico" ni "exagerar la magnitud de esos elementos que amenazan con afectar el denodado esfuerzo de todos los sectores activos de la comunidad", redunda en afirmar que"no todo anda bien".

Las diferencias

Racconto llegó al cargo de la mano de Celso Jaque y sin mayores antecedentes en política (ver aparte). Había sido asesor en la Legislatura y también en la Municipalidad de Las Heras. En su carta de quiebre con el oficialismo habla muchas veces en plural, aunque no está claro con quiénes se siente acompañado en ese sentimiento.

"La voz del pueblo se hizo escuchar en forma contundente y dejó en evidencia la necesidad urgente de hacer cambios en el direccionamiento de las políticas aplicadas por las actuales autoridades", diceRacconto.

Las primeras diferencias públicas aparecieron con la posición que tomó Racconto frente a la Ley de Medios.Mientras que el peronismo entero se manifestaba a favor, el Vice pidió más debate, asegurando que el Congreso "debe trabajar tranquilo" y "reflexionar" sobre un tema sensible.

Pocos días después aprovechó que estaba a cargo del Ejecutivo y visitó sorpresivamente Obras Sanitarias y puso dudas sobre el aumento de agua autorizado por Jaque. Ayer, las diferencias volvieron a quedar claras cuandoRacconto tomó postura frente a la investigación que se lleva adelante contra la familia política de Jaque.

"No se pueden perdonar determinados actos que perjudiquen una gestión... El Gobierno tiene que tomar una decisión a los efectos de garantizar la continuidad de una gestión que permita ofrecer transparencia", aseguró.

En el texto enviado a Los Andes, Racconto hace recordar a otro vice, a Julio Cobos, por la redundancia acerca de la necesidad de consensos y acuerdos y también por la distancia que toma del Ejecutivo.

Una de las características más llamativas es que en ningún momento menciona a Celso Jaque y tampoco incluye algún acierto de la gestión a la que pertenece, más allá de un genérico "no todo se hizo del todo mal". "Pareciera ser que los argentinos nos hemos dejado llevar por la polémica apasionada en distintos temas y, lo que es peor, continuar insistiendo en el disenso", dice.

Sí, en cambio, pide terminar con algunas formas de hacer política y acentúa el discurso en algunos "vicios" y se diferencia delGobierno respecto a la medición de la inflación.

"Fue y sigue siendo necesario sanear la economía, reducir a márgenes compatibles el nivel de la inflación, ponerle fin a una burocracia que hace a veces ineficiente la tarea del Estado, limitar al mínimo los privilegios y prebendas que signan el accionar de algunos sectores activos de la sociedad y, por sobre todo, desterrar el problema de la pobreza", asegura.

Un plan para desarrollar

Racconto se anima a esbozar lo que sería un modelo de gestión. En ese sentido pide cambiar la matriz productiva de Mendoza y también habla de la necesidad de abordar modificaciones en educación y seguridad.

"Los políticos debemos ser la clave para el desarrollo de una gestión honesta, sana, imaginativa, sensible a las necesidades de nuestro pueblo y responsable del destino del país y la provincia. Para ello es necesario un cambio de actitudes, especialmente en los que hemos sido designados en cargos electivos tratando de encontrar respuestas y soluciones", asegura.

Sobre el final, invita a todos los sectores a "consensuar las grandes soluciones que se nos reclaman".

Comentá la nota