Quitarían ayuda fiscal si hay despidos

El gobernador Juan Schiaretti reaccionó ayer y amenazó a las industrias automotrices beneficiadas con exenciones fiscales y subsidios de 400 pesos por cada empleado nuevo tomado en el último año con quitarles la promoción si no revisan los despidos de personal que se registran desde hace un mes.
El viernes, Iveco suspendió a 42 trabajadores y Volkswagen a 368 y Renault, 45 días atrás, canceló 300 contratos. El sector autopartista, en tanto, ya se desprendió de otros 1.500 trabajadores eventuales. Ayer, los trabajadores suspendidos –nucleados en Smata– protestaron en el ca y ruta nacional 9 sur y en las calles de esta ciudad Capital.

"No puede ser que de la noche a la mañana dejen afuera a la gente por una orden de la casa matriz", se quejó Schiaretti por la mañana al inaugurar consultorios en el Hospital Rawson. A la tarde, luego de participar en el almuerzo de la Fundación Mediterránea, exhortó a las terminales a que negocien con el gremio salidas alternativas al despido, aun cuando se trate de contratos eventuales. "Vamos a apelar a toda la batería legal que existe en la legislación de trabajo para evitar que haya despidos, porque la Provincia las ha ayudado con capacitación, subsidios y exenciones", amenazó.

La Provincia paga 400 pesos por empleado reciente a Volkswagen, Iveco y Renault, las exime del ciento por ciento de impuestos provinciales y les subsidia el 25 por ciento de la energía eléctrica. En algunas, además, hizo obras de infraestructura.

Qué se puede hacer. En rigor de verdad, son pocas las herramientas legales que tiene la Secretaría de Trabajo cuando se trata de contratados eventuales, ya que la naturaleza de este contrato consiste en acompañar los ciclos de producción de la empresa. O sea: estaría justificado el cese si no hay demanda.

Por eso no le encuentran la vuelta legal a lo sucedido en Gestamp y en Volkswagen. Hoy a las 16, la cartera laboral retoma las negociaciones con el Smata y las cuatro consultoras que tienen contratados eventuales en esa autopartista. Mañana sigue la audiencia con Volkswagen.

La intención es que continúen en pie esos contratos eventuales y que se avance en un esquema de suspensión, de reducción de jornada o de turnos rotativos, donde se cobra alrededor del 30 por ciento menos del salario pero se mantiene el empleo.

Los 300 cesanteados de Renault, según Trabajo, cobraron ya su indemnización; en tanto que en Iveco se dictó ayer la conciliación obligatoria para los 42 trabajadores, que estaban con contratos a plazo fijo (no eventuales). Autoridades de Iveco rechazan esta medida (ver aparte).

La conciliación apunta a ganar unos 25 días hábiles, de modo de llegar hasta el verano. "Vivimos el día a día", admitió ayer el secretario de Trabajo Omar Sereno.

La apuesta a fondo de la Provincia es "estirar" los tiempos a la espera de que las medidas anunciadas por el Gobierno nacional surtan algún efecto. Se esperan para hoy anuncios para estimular la compra de autos 0km con créditos a cinco años subsidiados por la Nación.

"Nadie sabe lo que puede durar esta crisis", enfatizó Schiaretti. En su exposición ante los empresarios de la Mediterránea, aseguró que con la reforma de la ley de jubilaciones se irá cerrando con los años el déficit exponencial del sistema y garantizó que con el ajuste de impuestos los vencimientos de deuda dejaron de ser "una espada de Damocles". Se autoelogió al asegurar que Córdoba es la única provincia que gravará los inmuebles rurales de acuerdo a la productividad (ver 7A) y defendió su decisión de no ajustar los inmuebles urbanos.

Schiaretti admitió que Córdoba sentirá los efectos de la crisis internacional, pero se escudó en una cuestión de tamaños: "Si no consiguen los países desarrollados, no hay posibilidad de que un gobernador provincial pueda parar el impacto". Y aunque medidas concretas aún no se conocen, aseguró que "no se quedará con los brazos cruzados".

Visión de los industriales

Satisfechos. "La Provincia ha hecho lo que tiene a su alcance y estamos a la espera de las medidas del Gobierno nacional para favorecer la competitividad de las empresas, en especial las que exportan, la compra de bienes durables y el financiamiento para Pyme", consideró ayer Oscar Guardianelli, titular de la Unión Industrial Córdoba.

La UIC presentó ayer la encuesta industrial, donde un relevamiento entre 186 industrias arroja que el 34% espera suspensiones en 2009. "La situación es preocupante, pero para ponerla en su justa dimensión, esto no es 2002. Si bien hay 30% de empresas con problemas para dar pleno empleo, hay otro 65 % que no avizora problemas", indicó Guardianelli.

Comentá la nota