Quieren someter a referéndum la continuidad de Aguas de Salta.

El concejal del Frente Grande, Diego Saravia, presentó un proyecto de ordenanza para que se realice un referéndum en la ciudad de Salta en el que se consulte a los habitantes si están de acuerdo con que la empresa Aguas de Salta continúe prestando los servicios en el municipio.
La consulta, que no sería vinculante, se realizaría el 6 de septiembre próximo junto con las elecciones legislativas.

La iniciativa surge luego de que el ministro de Desarrollo Económico, Julio César Loutaif, reconociera que habían vencido los plazos para la renegociación del contrato con la concesionaria de agua, y que no habría cambios en la relación contractual.

Pese a que el gobernador Juan Manuel Urtubey aseguró después que continúan las negociaciones con la compañía, Saravia entendió que "la no reforma del contrato de prestación de servicios públicos de Aguas de Salta" amerita que los salteños sean consultados sobre si están de acuerdo con que se le dé continuidad al contrato.

"Me parece muy chocante que se quiera renegociar y que no se pueda. Es una empresa que no accede a lo que pide el gobierno", le dijo Saravia a Nuevo Diario.

El concejal explicó que el referéndum no pude ser vinculante ya que se trata de un contrato que se encuentra en la órbita provincial.

En ese sentido, lo definió como una "sugerencia" de los habitantes del municipio capitalino al gobierno provincial.

Una norma semejante ya fue aprobada por el Concejo Deliberante de Tartagal y promulgada por el ejecutivo comunal. Saravia, junto con su partido, tienen intenciones d que otros municipios hagan lo propio. Sin embargo, el edil entendió que "lo ideal sería que lo hiciera la Legislatura provincial".

Saravia cree que el resultado de la consulta pública triunfará en forma abrumadora la negativa de los salteños a que la cuestionada empresa continúe prestando los servicios.

Comentá la nota