El PJ quiere estrenar su nuevo edificio el Día de la Lealtad

El PJ quiere estrenar su nuevo edificio el Día de la Lealtad
La construcción avanza sin inconvenientes y se prevé inaugurarla el 17 de octubre.
El de este año puede ser un 17 de octubre especial para el justicialismo tucumano. Para ese día, cuando se cumpla el 64º aniversario del "Día de la Lealtad Peronista", los devotos tucumanos del ex presidente pretenden regalarse la inauguración del nuevo edificio, que se construye en el predio que ocupaba la vieja casona de Rivadavia 157.

Si bien en octubre de 2008 los dirigentes de las 62 Organizaciones peronistas y dirigentes opositores a la actual gestión marcharon para que la sede del Partido Justicialista (PJ) no fuera demolida (la casona había sido construida en 1.900), las obras avanzan a paso firme y, según reconocen las autoridades del partido, la construcción quizás pueda estar finalizada antes de la fecha insignia del peronismo.

"Las obras no sufrieron ningún tipo de demora ni percance, por lo que seguramente estarán terminadas en octubre. El contrato con la empresa Tensolite SA era originariamente por 13 meses y, pese a que comenzaron las obras en octubre del año pasado, podemos decir que el edificio estará listo en octubre", adelantó el ministro del Interior y tesorero del PJ, Osvaldo Jaldo. El monto total de la inversión que posibilitará la construcción del moderno establecimiento (diseñado por el arquitecto y funcionario del PE, Ricardo Salim) es de alrededor de $ 2,7 millones.

Los tres niveles de la futura sede partidaria -las estructuras del primer y segundo piso están casi completas- incluyen un bar temático, una biblioteca, varias oficinas, despachos renovados para las respectivas autoridades, salas de informática y un centro de cómputos para las fechas de comicios. La novedad la representa un pequeño teatro en la parte posterior del establecimiento. "Yo no entiendo mucho de construcción, pero por lo que puedo ver las obras han ido avanzando mes a mes y creo que para octubre pueden estar perfectamente terminadas", le confió a LA GACETA el encargado de seguridad del predio, Raúl Quinteros.

Lo único que identificará al PJ con la antigua casona serán el aljibe y el monumento a Perón y Evita, que serán restaurados y jerarquizados. Desde que se iniciaron las obras, el partido funciona en un casa colonial que fue alquilada, en avenida Salta al 500.

Comentá la nota