Por ley, quienes quieran trabajar en el Estado deberán concursar el cargo

El Senado provincial dio sanción definitiva al proyecto. Ahora, para acceder a un puesto en la planta permanente de la administración pública habrá que rendir examen. También habrá pruebas para los aspirantes a ascensos internos.
La Legislatura provincial convirtió hoy en ley un proyecto que prevé la obligación de llamar a concurso cada vez que se produzca una vacante en la administración pública y en la que, incluso, los empleados tendrán la posibilidad de acceder primero a una promoción.

Luis Vázquez, de la mesa directiva de ATE, señaló que de esta manera "tanto la promoción como el ingreso ya no va a ser más licitado ni va a ser respondiendo a intereses políticos, personales o de favoritismo o de lo que fuera".

De acuerdo con la nueva ley, desde ahora, cualquier vacante que se produzca en el Estado deberá ser concursada por el aspirante.

"El régimen establece que producida una vacante, primero tiene que ser puesto a consideración de la gente (que trabaja en la Administración Pública) a los efectos de producir una promoción", explicó el dirigente.

A su vez, expresó que si el cargo no se cubre en esa instancia se realizará un "concurso abierto cualquier persona".

"Hace 35 años cuando se sancionó el estatuto del empleado público quedó establecido que debía dictarse un reglamento para que, ya sea para el ingreso o para las promociones dentro de la Administración Pública, se hiciera todo por concurso", indicó.

Comentá la nota