¿Quién tiene la culpa del Colapso Energético?

Es notable como en medio de las crisis los políticos y funcionarios tienden a tratar de deslindar responsabilidades, nadie se hace responsable por sus actos. El festival de echarse las culpas unos a otros es una de las muestras más lamentables de nuestra clase política, muy decadente por cierto salvo raras excepciones.
En medio de la crisis energética más grave de la historia correntina y regional, los políticos y funcionarios de nuestra provincia se debaten en echarse las culpas unos a otros en lugar de buscar en forma mancomunada los caminos ciertos para salir de la misma.

Así vemos como la DPEC nunca tiene la culpa de los cortes y la falta de tensión, la culpa la tiene TRANSNEA, asimismo muchas veces el problema no es de ninguno de los anteriores sino de CAMMESA, cuando no es el tiempo o vaya uno a saber que capricho de algún santo, el asunto es que nunca se sabe de quien es la responsabilidad de que los correntinos no tengamos energía.

El Secretario de la Gobernación, Carlos Vignolo, enrostra lo que sucede hoy en la provincia al gobierno de Arturo, por la FALTA DE INVERSIÓN, por su parte el Senador Noel Breard, manifiesta que la responsabilidad es de Ricardo Colombi y a la oposición a Arturo por no aprobar el FONDO FIDUCIARIO.

Asimismo sale el Senador Horacio Colombo a justificar la no aprobación de dicho FONDO por no ser claro en sus fines y no tener control de sus fondos, por su parte el inefable y polémico Diputado Aquino Britos vuelve a responsabilizar a la oposición a Arturo Colombi por los males en materia energética, y como con esto no bastaba sale Josefina a responsabilizar a Ricardo por la no aprobación de dicho fondo.

Desde el Gremio de Luz y Fuerza hace años que advierten que el colapso se estaba por producir, todos, sin excepción, hicieron oídos sordos y siguieron metiendo mano en la caja como si la misma fuera interminable.

Todos se olvidan de las responsabilidades que les cupo, la desinversión es de más de 15 años, esto significa que desde el gobierno de Tato nadie hizo ninguna inversión, por ende quienes nos gobiernan tienen su parte de responsabilidad, aunque la quieran negar, Pedro, Ricardo y sus cómplices de la intervención, Mestre y Aguad, solo usaron la caja de la DPEC pero no para la inversión, con Arturo, mas de lo mismo, hoy ninguno de sus defensores se acuerdan de lo que pasó con el millonario robo de cables en Mercedes.

Nadie tiene la culpa, pero, todos la tienen y la solución para nuestros problemas va a llegar solamente cuando nuestros representantes se pongan las pilas en serio, dejen la corrupción, y piensen en Corrientes, de nada vale hoy en el medio de la crisis buscar responsables, eso debe hacerse cuando se comience a implementar la solución definitiva, no los parches con que habitualmente se trata de solucionarlo.

La inversión con fondos propios y mayoritariamente de la Nación deben volcarse EXCLUSIVAMENTE en las obras de infraestructura y no derivarse para vaya uno a saber que destino como siempre ocurrió.

Y finalmente está la responsabilidad de nosotros los ciudadanos, que somos muy poco solidarios con nuestros comprovincianos y por sobre todas las cosas tenemos muy poca memoria, pues si la tuviéramos no tendríamos que haber tropezado con la misma piedra nuevamente y estar rezando para que desde la Nación se acuerden de Corrientes, el camino era mucho mas fácil de recorrer, pero no tuvimos memoria. La culpa definitivamente es de todos.

Comentá la nota