Quejas por las fuertes subas tributarias: entre 200 y 300%

Comenzó a regir el aumento impositivo y provocó malestar. En el macrocentro y el oeste llegó más del doble de lo esperado. Incluso, hubo reajustes en barrios que habían quedado a salvo del incremento.
Jorge tiene un departamento de dos habitaciones en las 320 Viviendas. Pagaba 18,40 pesos cada mes por el impuesto Inmobiliario municipal pero, en los últimos días, se indignó cuando vio que el aumento impositivo lo golpeó de lleno: su cedulón es ahora de 52,80 pesos mensuales, un 187 por ciento más.

Pero ahí no se termina el aumento que lanzó el gobierno de Juan Jure. Lo que le llegó representa el 80 por ciento de la suba total. Si no puede pagar la cuota única, desde mayo deberá soportar otro 46,5 por ciento de ajuste. Esto es porque el Concejo

Deliberante dividió el monto del incremento en dos. En el caso de Jorge, padecerá al final del año un 233 por ciento de aumento.

Los cedulones con el impuestazo empezaron a llegar el viernes. Ayer, los medios ardían por las quejas de la gente. Y, de acuerdo a los llamados, aquellos porcentajes que el gobierno prometió que iban a ser la excepción han sido, en realidad, la regla.

Las denuncias hablan de reajustes de entre el 200 y el 300 por ciento.

Recién ayer el gobierno municipal admitió que hay zonas, como el macrocentro, que recibirán doble aumento: porque les afectará la suba de los mínimos y, además, las propiedades han sido rezonificadas, es decir, ubicadas tributariamente en categorías más caras.

A la Defensoría del Pueblo también están llegando reclamos. Uno de los contribuyentes denunció que la cuota única del Inmobiliario le pasó de 170 a 570 pesos, un 235 por ciento más. Ese vecino, si no paga la cuota única, terminará pagando un incremento cercano al 300 por ciento.

La misma situación se produjo en el barrio Cispren, en el oeste de la ciudad. En esa zona, la cuota única del Inmobiliario, que estaba en 186,90 pesos, llegó ahora a 633,60 pesos. Esas 203 familias, que acaban de recibir un ajuste del 240 por ciento, verán en mayo aumentar sus cedulones un 60 por ciento más. En total, el 300 por ciento.

Incluso a barrios como Las Ferias y Fénix, que en teoría estaban excluidos de los reajustes, llegaron subas del 100 por ciento. Raúl Montiel, de la vecinal Las Ferias, indicó que oyó comentarios del incremento en su barrio y que preguntará en el Municipio las razones de la suba.

Hoy, Juan Manuel Llamosas, defensor del Pueblo, se reunirá con Marcelo Terzo, secretario de Economía, para conocer si los elevados reajustes se produjeron por error o si, efectivamente, llegan al 300 por ciento. “Queremos saber cómo quedaron las nuevas zonas, la alícuota que se va a aplicar y los sectores en los que hay doble impacto. Son dudas que vamos a tratar de dilucidar porque, incluso, falta otro tramo de aumento”, dijo el ombudsman, quien pidió que la gente lleve a la Defensoría el cedulón del 2008 para compararlo con el de este año.

Llamosas opinó que no se informó correctamente a la gente sobre el impacto que tendría el aumento y señaló que muchos riocuartenses no podrán pagar los nuevos montos.

Cuando envió el presupuesto, el gobierno aseguró que las subas eran del 80 al 100 por ciento pero los porcentajes reales están, en muchas zonas, muy por encima de esa cifra.

Incluso Patentes, que, según se dijo llegaría sin cambios, muestra subas del 100 al 150 por ciento. En el Municipio aseguran que se debió a que la Provincia elevó las cotizaciones de los autos.

Marcelo Terzo, secretario de Economía, dijo que la gente puede ir al Municipio para analizar si ha habido errores. Sin embargo, aseguró que, hasta el momento, no se han detectado fallas. “Todos los mínimos variaron su valor. Puede haber ocurrido que llegue un aumento mayor al esperado porque, en algunas zonas, no sólo subió el mínimo sino que también se recategorizó”, indicó Terzo.

Agregó que no hay ninguna evaluación para suspender el segundo tramo del aumento y aseguró que el gobierno no desinformó a la gente sobre la suba. “A lo mejor, uno presta atención recién cuando recibe el cedulón”, manifestó.

El secretario justificó las subas diciendo que en los últimos 15 años no hubo ajustes y agregó que la única alternativa sería reducir la calidad de los servicios en la ciudad.

Comentá la nota