Hay más quejas contra los servicios de posventa

Consumidores. La telefonía celular y la comercialización de electrodomésticos encabezan el ranking de denuncias.
Los presuntos incumplimientos de los servicios posventa de electrodomésticos y celulares, están provocando un notorio aumento de reclamos en Santiago del Estero.

La Asociación de Defensa del Consumidor de Santiago del Estero (Adecse), comunicó que diariamente ingresa un promedio de diez quejas; mientras que en el Departamento Defensa al Consumidor de la Subdirección de Comercio e Industria de la provincia pueden llegar a quince.

Nilda de Pirro, de Adecse, informó a EL LIBERAL que en el caso de los electrodomésticos, "los problemas se presentan en forma inmediata, lo que provoca mucho malestar", por lo tanto considera que los productos defectuosos "deberían ser cambiados si el reclamo se efectúa dentro de las 24 ó 48 horas de la fecha de compra".

Sostiene que aunque está contemplada la existencia del servicio oficial de los productos, "el problema se origina cuando las casas matrices otorgan la concesión a personas que únicamente atienden determinada marca y la queja de los consumidores pasa porque, en muchos casos, no encuentran a nadie en el lugar donde se supone que funciona ese servicio".

Considera la referente de Adecse que la falta de diálogo por parte de las empresas se transforma en disgusto de parte del cliente, "que termina recurriendo a nuestra asociación para que le encontremos una solución al problema".

A su turno, la Dra. Marcela Kerszberg, de Defensa al Consumidor, admitió que la mayor cantidad de denuncias es por telefonía celular, "estamos recibiendo unas quince quejas diarias".

En este punto, informa que los reclamos son por incumplimiento de garantías de aparatos nuevos, "aunque también hay por consumo y minutos libres que no se cumplen".

Al respecto, la funcionaria adelantó: "Les hemos pedido a los gerentes de estas empresas que de la misma forma que se vende, expeditivamente, también sean diligentes en la posventa".

Asimismo, advierte: "Le dedicamos mucho tiempo a la telefonía, por lo que se trata de llegar a acuerdos con las empresas para que trabajen en la posventa y así disminuyan las denuncias".

Comentá la nota