Pulti toma aire... ¿o se querrá ir por la ventana?

Dieciocho minutos habían pasado del mediodía y el calor apretaba en el Despacho Principal de la Municipalidad, mientras dos pisos mas arriba se debatía acerca de la Obra que dejará la impronta (al menos hasta hoy) de Gustavo Pulti como Intendente. Pero el calor pudo más y el Jefe Comunal, quizás como lo hacía de chico en su Dolores natal, salió a “tomar fresco” al ventanal que sobre la calle Irigoyen. Un relax que seguramente no le alcanza en una ciudad “acalorada” por reclamos que , de a poco, van siendo escuchados por el Rubio dolorense.
Los casi 33° que hacían a esa hora , hizo que bajara un cambio y disfrutara, al menos por unos minutos, un poco de aire natural, no tan fresco como el acondicionado del amplio Despacho.

Desde allí saludó a las vecinas, que se asombraban al verlo tan natural y hasta humano. También acertaron pasar aquellos que al observarlo, le pedían audiencia para tratar diversos temas. A su lado, la fiel Débora tomaba nota ante el pedido de su Jefe de teléfonos y prometía llamarlos parta potenciales encuentros.

A esa hora en el Recinto Deliberante se debatía uno de los temas que marcará un antes y un después en su gestión: el traslado de la nocturnidad de Alem a la Escollera Norte, hoy criticada desde la oposición , y que algunos califican como de un gran negocio inmobiliario.

Quizás por eso el intendente se tomó 5 minutos (no para beber un té) sino para mirar la Plaza San Martín y meditar ( el poco tiempo que lo dejaron) sobre el futuro de Mar del Plata. Solo él sabe lo mucho que le costó entrar por la puerta grande, así que descartamos de plano que esa imagen signifique se que quiera ir por la ventana…. Se tomó unos minutos de licencia y volvió a la tarea que soñó durante años: gobernar Mar del Plata

Comentá la nota