Un Pulti desprotegido puso la cara y se bancó los insultos

El intendente Gustavo Pulti pasó momentos de zozobra cuando cientos de taxistas llegaron hasta las puertas mismas de la Municipalidad y muchos de ellos ingresaron por la fuerza ante la puerta misma de acceso al Despacho principal, y a los gritos pedían por su presencia y le endilgaban ( sin justa razón) la responsabilidad por los hechos delictuales que son víctimas , y que nadie puede frenar.
Al grito de Justicia, portando coronas y hasta un ataúd que en un primer momento fue colocado en la entrada principal de la Comuna, los manifestantes hacían sentir su bronca por la inseguridad que son víctimas especialmente quienes trabajan en taxis, micros y empresas de transportes.

Cuando parecía que la situación terminaría en lo peor, privó la cordura de los dirigentes de los taxistas que acompañados por Daniel Domínguez (UTA), Jorge Trujillo (CGT) y el propio Indio Lencina (Vendedores Ambulantes) , lograron apaciguar los ánimos y desalojar el espacio ocupado, en tanto algunos de ellos se reunían con Pulti invitándolo a salir a hablarle a la gente y le daban las garantías de seguridad necesaria, algo que hasta ese momento el Personal de Seguridad de la MUnicipalidad no le había podido brindar.

Una vez calmada la situación por los propios dirigentes, y con el acompañamiento de todos los ediles que en ese momento se hallaban en el Concejo, el Jefe Comunal “custodiado”por Trujillo , Domínguez y Lencina , intentó dar un mensaje que fue interrumpido por los mas ofuscados que lo insultaban y hasta terminaron arrojándole el ataúd que minutos antes habían colocado en la misma vereda y una botella de agua que terminó sobre la humanidad de un camarógrafo marplatense.

Un mensaje interrumpido por un ataúd

En lo poco que alcanzó a decir ante los manifestantes, Pulti fue contundente “nosotros tampoco queremos que los que matan y los que roban entren por una puerta y salgan por la otra; los que matan y roban tienen que estar presos”.

El Jefe Comunal se solidarizó con los familiares de aquellas personas inocentes que ocurren en las calles de Mar del Plata como en muchos lugares de la Argentina. Pero alertó que “más allá de todas las desgracias” en las sociedades “los problemas se resuelven con unidad, con apoyo; por eso la movilización que han hecho hoy cuenta con todo nuestro apoyo y nuestro compromiso”.

El Intendente recalcó el convenio que se ha firmado con la Provincia para la compra de patrulleros y destacó que “los vecinos de Mar del Plata invierten 2.800.000 pesos en seguridad”. Y sin embargo sostuvo que más allá de esto “si sigue habiendo una paliación de las leyes que hagan una puerta giratoria, como ha dicho el presidente, no se van a resolver los problemas”.

“Los que mataron al trabajador tienen que estar presos y reclamamos que haya una respuesta categórica desde el punto de vista de la Justicia”. Allí la turba quizo ingresar un féretro al hall lo que provocó que el discurso se suspendiera y se cerraran las puertas del Palacio Comunal con un fuerte vallado policial.

En la tranquilidad del Despacho

A la media hora de estos sucesos, Gustavo Pulti , que se hallaba reunido con los dirigentes de los manifestantes, accedió al ingreso de la prensa , donde aceptó “que haya mucho hartazgo, mucha bronca” pero aseguró que no la podía “compartir” porque “no conduce a nada”. “Lo que tenemos que hacer es plantenarnos respuestas entre todos. Y fundamentalmente con esta desgracia que acaba de ocurrir quiero decir que la Municipalidad no va a dejar sola a la familia, vamos a ayudarlos”,

Ratificó sus dichos sobre que hay que lograr se termine con “las puertas giratorias” y resaltó la inversión que está haciendo su Gobierno en materia de seguridad, pero además del trabajo de asistencia a los menores y el apoyo en la instalación del sistema de GPS en los taxis.

“Son bienvenidos los trabajadores de las diversas agrupaciones, gremios y actividades. Me parece que es un gesto de seriedad política. Nosotros en primer lugar queremos que sepan que tenemos un total compromiso con la necesidad de mayor seguridad en Mar del Plata. No corre la idea de que hay garantías individuales o seguridad, tiene que haber las dos cosas”, señaló Pulti.

Un taxista lo increpó ante todos

Al término de la alocución de Pulti, un taxista ( el Licencia 304) que había ingresado con la comitiva , le recriminó que "con números no se ayuda a la gente. No se arreglan las cosas”. Es más, contó que en febrero su casa había sido incendiada luego de un asalto y que cuando fue a pedir ayuda a la Municipalidad “solo me dieron cuatro chapas y la casa se rompió toda”.

Cuando le criticaba el hecho de “haber escuchado a todos los remiseros truchos acá afuera cuando vivieron a pedir una licencia” fue interrumpido por el propio Presidente del HCD, Marcelo Artime, quien le recordó que se estaban equivocando las cosas y que ese no era el ámbito para su reclamo.

El caso no pasó mas allá de un forcejeo y cruce verbal, y se dio por terminada la conferencia de prensa.

Una Municipalidad desprotegida

Sin duda los hechos que se vivieron en el Palacio Municipal, seguramente llamarán a la reflexión de los funcionarios y los propios concejales, ya que lo vivido en el lugar mostró una clara desprotección de la máxima figura municipal (léase Intendente), puesto que los manifestantes estuvieron a centímetros de ingresar al Despacho Principal, y agredir, si así lo hubiesen deseado, la humanidad del propio Pulti.

Es más, durante la conferencia de prensa accedieron personas que minutos antes lo insultaban a viva voz y que pudieron haber armado un escándalo mayúsculo de habérselo propuesto.

El desborde vivido ante las propias narices del Jefe Comunal , y la falta de control, le cargan serias dudas al accionar de aquellos que son contratados para tal tarea y se olvidaron ( el menos en el mediodía de este miércoles) de implementar las medidas para resguardar la figura del propio Pulti.

Comentá la nota