Pugna por el poder en la Subsecretaría de Atención De las Adicciones genera conflicto

Afirman que hay dos grupos enfrentados. Cuestionan el deterioro de la red de asistencia. Reclaman por quita de camas en Open Door, problemas en los CPA, y atrasos en los pagos. Este martes habrá paro sectorial y asamblea.

Importante conflicto en torno a la Subsecretaría de Atención De las Adicciones (SADA) tiene a maltraer a quienes dependen desde lo laboral y en la contención que se brinda, en distintos Centros de atención de la provincia de Buenos Aires. Con una evidente lucha interna política entre dos bandos, se sigue deteriorando una red de tratamiento en una institución que hace agua. Para esta semana, y mientras siguen los atrasos en los pagos, desde la parte gremial se piensa tomar medidas de fuerza.

ATE es la organización que está en la lucha sindical junto a los empleados, que temen por las fuentes laborales y por los centros mismos. En tanto, el nuevo Subsecretario comunicó a los trabajadores por nota que está trabajando intensamente por ellos.

Se comenta que la lucha interna que hay en la SADA en este momento entre dos bandos tendría como protagonistas, por un lado, al grupo de gente que llevó el licenciado Edgardo Binstock, Subsecretario de Atención a las Adicciones, perteneciente al Movimiento Evita; y por el otro lado estaría la gente que lleva tiempo en la institución y que serían encabezados por la Directora Provincial de Adicciones, la licenciada Alejandra Moskalonek, la que afirman cuenta como fuerza de choque con su esposo, el coordinador Alejandro Esquinace, y otros, que además estarían amparados por el Ministro de Desarrollo Social, Baldomero Álvarez de Olivera.

Lo que cuestionan muchos es que en la lucha por ocupar espacios de poder se toman decisiones que no son convenientes, y así desmantelan o deterioran una red que con sus imperfecciones –pero también con sus enormes potencialidades– es lo única que hay a nivel institucional estatal gratuito.

El gran rumor actual es que quieren pasar todas las internaciones por adicciones al sector privado, que bajo el nombre de ONG's aparenta mediáticamente no ser tan privado.

Vale aclarar que el Estado provincial paga aproximadamente 1.800 pesos por mes por paciente. Así las cosas, con una quinta, 10 habitaciones más instalaciones básicas como un comedor grande, una cancha deportiva y en convenio con la SADA se puede instalar una comunidad terapéutica.

En cuanto a la SADA, hay que agregar que siempre perteneció al Ministerio de Salud, pero en 2010 el gobernador Daniel Scioli la pasó a Desarrollo Social, con la excusa de tener más presupuesto disponible.

Además de este panorama, muchos operadores en toda la provincia y en todo el país, sienten que tienen que pagar una suerte de "coima" llamada "Monotributo", para poder trabajar en el Estado. Y les pagan con un atraso de meses.

A toda esta red pertenecen también los CPA como parte del tratamiento en forma ambulatoria, los cuales en algunos lugares como Mercedes dejan mucho que desear. En la casa de calle 36 entre 19 y 21 hay muy poca actividad.

Reclamo gremial

Desde ATE advierten y denuncian que esta gestión está intentando acotar al mínimo la cantidad de camas disponibles en el Pabellón N1 de Open Door, que pasó de tener 35 camas a sólo 8; cambiar los directores de Comunidades Terapéuticas, sin que esto implique un mejoramiento de las mismas; desconocer el trabajo de Madres en red, confundiendo el escenario y generando una confrontación político-partidaria, resultante en las bajas de algunas de las madres del programa, entre otras.

Sumado a estas situaciones se encuentra el incumplimiento del pago en tiempo y forma de los salarios y adicionales. "Desde hace mucho tiempo se viene intercediendo ante las autoridades a fin de no llegar a esta instancia, pero tantas otras veces no se ha podido obtener respuestas que den solución a las distintas problemáticas", apuntan y exigen "la ejecución de políticas públicas donde la prioridad sea la salud de los pacientes, con funcionarios que estén al servicio de las necesidades de la población, que respeten la construcción de un perfil de trabajo que deviene de la mirada sobre las adicciones y sobre la especialización en esta temática que tenemos como trabajadores con más de 15 años en la red".

Asimismo, le dicen "no" a la disolución de las unidades de desintoxicación; "no" al desmantelamiento de la red; y piden cobro en tiempo y forma y pases a planta permanente, en defensa de la SADA.

Para este martes 12 de enero se convoca a paro sectorial y asamblea provincial de trabajadores (con cierre de centros) a las 10 horas en sede Tolosa, tal cual lo informado desde la junta interna de ATE de la Subsecretaría de Atención De las Adicciones.

http://www.noticiasmercedinas.com/100111sada.htm

Comentá la nota