"No puede haber diferencias con la valuación de Lockheed"

Confía en que el Senado sancionará la ley para reestatizar la fábrica de aviones de Córdoba en agosto. Aseguró que la fábrica recuperará la actividad normal.
El secretario de Planeamiento de Defensa, Oscar Cuattromo, en entrevista con La Voz del Interior, confió en un pronto acuerdo entre la Lockheed (Lmaasa) y el sindicato del personal técnico aeronáutico (Apta) que permita reanudar las actividades; defendió el dictamen de la Auditoría que fijó el valor para la compra de la fábrica por el Estado, y se mostró seguro de que el Senado dará sanción definitiva al proyecto el mes que viene.

–¿La planta está parada por el conflicto salarial entre Lmaasa y Apta?

–El reclamo laboral está en el Ministerio de Trabajo provincial y creo que hoy (por ayer) se firma el acta de acuerdo, con lo que la fábrica recuperará su actividad normal.

–¿El reclamo sindical es porque los trabajadores no cobraron el sueldo de junio y no percibieron completo el aguinaldo?

–Estaban con quite de colaboración y trabajo a reglamento, y eso se juzgaba como inasistencia al trabajo. Pero hubo un acuerdo por el cual se liquidarán normalmente las horas.

–Hace una semana el Senado postergó el tratamiento del proyecto que tiene sanción de Diputados para la compra de las acciones por parte del Estado.

–Para que se tratara sobre tablas se necesitaba una mayoría especial. Lamentablemente, algunos senadores ligados al bloque oficialista objetaron el tratamiento sobre tablas y el presidente del bloque oficialista decidió pasarlo a la primera sesión ordinaria, hasta agosto. Quiero aclarar acerca de mi presencia en la Comisión en el Senado. Yo estuve reunido tres horas el martes pasado con los senadores presentes: Adolfo Rodríguez Saá, Eric Calcagno, María Cristina Perceval y Horacio Lores, además de 30 asesores de distintos senadores.

–¿Las razones de algunos oficialistas y de la oposición para postergar el debate tenían que ver con que se acababan de conocer "contratos secretos" con la Lockheed?

–No son contratos secretos. Todos los contratos con la Lockheed, desde el 01 al 07, son secretos porque son de mantenimiento militar. La senadora Perceval les informó a los demás senadores que estaban a su disposición todos los contratos que se habían celebrado desde 1995. Nada más que por un motivo de discreción, si una persona que no era senador quería acceder, tenía que elevar una nota para que en el despacho de Perceval le facilitaran un juego de los contratos.

–Desde la oposición se sostiene el carácter secreto, sobre todo del contrato 07, que establecería que el patrimonio del que se desprende el valor a pagar por el Estado tendría que hacerse más cerca de la fecha de la operación de compra. El veredicto de la Auditoría General de la Nación es al 31 de diciembre de 2008.

–Yo no puedo manejar la chicana de los opositores. Al principio se convino con la Lockheed que íbamos a hacer la transferencia a fines de 2009. Después se firmó una addenda y se acordó como fecha para valuar el patrimonio el 31 de diciembre de 2008 porque queríamos adelantar el proceso. Y el patrimonio lo determinó la AGN. No puede haber mayor diferencia entre la valuación del patrimonio respecto de diciembre de 2008. El patrimonio neto de la empresa es prácticamente invariable en 2007, 2008 y 2009.

–¿La demora de la oposición, que con objeciones lo había aprobado en Diputados, tiene que ver con el resultado del 28 de junio?

–Es una chicana de los radicales. Lo mismo cuando se cuestiona el dictamen de la AGN. Ese dictamen concluye: "No surgen discrepancias que formular respecto de la razonabilidad de los criterios contables empleados y la consistencia de los estados contables de Lmaasa al 31 de diciembre de 2008".

Comentá la nota