El mes próximo estará terminado el parque solar que se construye en Cafayate

El mes próximo estará terminado el parque solar que se construye en Cafayate

Es el primero de los tres que adjudicó la Nación en los Valles Calchaquíes y la Puna. Ocupa 180 hectáreas con cerca de 290 mil paneles fotovoltaicos. Generará 80 MW.

Así se ve por estos días el parque solar que generará energía renovable desde Cafayate para el sistema interconectado argentino.

A 4 kilómetros al norte de Cafayate, sobre la ruta nacional 40, se encuentra en los tramos finales de construcción el primero de los tres parques fotovoltaicos que adjudicó el gobierno nacional en Salta en las rondas licitatorias del Plan de Energías Renovables (RenoVar).

Las obras se iniciaron en julio de 2018 y su finalización está prevista para fines de junio. Así lo comunicó Canadian Solar, la compañía responsable del proyecto, a la Secretaría de Energía de la Provincia.

En la planta, de 180 hectáreas, se instalaron 289.800 paneles fotovoltaicos que generarán 80 megavatios (MW) para ampliar la oferta de energía renovable en el sistema interconectado argentino.

Un dato expuesto por el secretario de Energía de Salta, Marcelo Juri, permite dimensionar la capacidad de generación instalada en los Valles Calchaquíes: solo una quinta parte de la electricidad que producirán los módulos MaxPower de alta eficiencia alcanzará para cubrir la demanda completa del departamento Cafayate.

La inversión final, de acuerdo con las últimas estimaciones informadas a El Tribuno, rondará en los 96 millones de dólares.

Para la ejecución del proyecto, Canadian Solar, compañía de capitales canadienses y chinos, eligió a la española Elmya, que a su vez tercerizó las obras con varias firmas.

En las últimas semanas, las subcontratistas empezaron a desprenderse de los operarios que habían tomado, desde el segundo semestre de 2018, para distintos trabajos.

Los picos de ocupación se concentraron entre diciembre y abril con la ejecución de los cercamientos, la caminería interna, las tareas de zanjeado, el montaje de las estructuras portantes y la instalación de los paneles solares, cableados y demás componentes del sistema de generación. 

A la par, se emplazó una subestación transformadora que está prácticamente lista para conectar al parque fotovoltaico al sistema nacional a través de la línea de alta tensión de 132 kilovoltios (KV) que vincula a Cafayate con Pampa Grande. El seccionamiento del citado tendido se realizó el mes pasado sin inconvenientes, según se reportó al Ente Nacional Regulador de la Electricidad (ENRE) y la Secretaría de Energía. 

El parque de Cafayate, una de las iniciativas de generación solar presentadas en la primera ronda licitatoria del plan RenovAr, fue adjudicado a las empresas españolas Fieldfare e Isolux Ingeniería en noviembre de 2016. 

Un primer plano de los módulos instalados en Cafayate.

Canadian Solar adquirió en mayo de 2018 el proyecto, que tiene asegurado un contrato de compra de energía a 20 años, a un precio de 56,28 dólares por megavatio hora (MWh), por la Compañía Administradora del Mercado Mayorista Eléctrico (Cammesa).

Por ese contrato, el grupo chino-canadiense que compró el proyecto a Isolux Ingeniería (firma concursada en 2017 en España) debe tener la planta de generación renovable de los Valles Calchaquíes habilitada en junio. 

El parque fotovoltaico cafayateño se construyó con una participación de componentes nacionales superior al 30%. Ese fue uno de los compromisos que asumieron las oferentes españolas en 2016 ante el gobierno nacional y que el presidente de Canadian Solar, el chino Shawn Qu, ratificó tras la adquisición de los derechos del proyecto.

Canadían Solar, una de las fabricantes de módulos fotovoltaicos más grandes del mundo, tiene instaladas plantas solares en un centenar de países.

Sistema interconectado

La energía renovable de Cafayate ingresará al sistema interconectado argentino por la línea de alta tensión que se extiende desde la ciudad cabecera de los Valles Calchaquíes hasta Pampa Grande. En esa localidad del departamento de Guachipas el tendido de 132 KV empalma con la red de transmisión eléctrica que se extiende desde el dique Cabra Corral hasta la ciudad tucumana de Trancas.

En la Puna

Además de la planta de Cafayate están proyectados otros dos parques fotovoltaicos, de 100 MW cada uno, en San Antonio de los Cobres.

Una de las iniciativas, Puna Solar, fue presentada en la Ronda 1 del Plan RenovAr por Fieldfare e Isolux y vendida a la francesa Neoen. La otra, Altiplano I, fue adjudicada en la Ronda 2 a Neoen.

La inversión prevista en ambos proyectos superará los 230 millones de dólares. El parque Puna Solar tiene demorado el inicio de obras desde comienzos de año. De acuerdo con el contrato de suministro firmado con Cammesa, su generación renovable debería estar incorporada al sistema interconectado nacional en febrero de 2020 a través de la línea de alta tensión que vincula a Cobos (Salta) con Atacama (Chile).

Créditos para Jujuy

El ministro de Hacienda de la Nación, Nicolás Dujovne, se reunió días atrás con banqueros chinos en busca de financiamiento para proyectos energías renovables en la provincia de Jujuy.

Entre los proyectos que se presentaron para líneas de créditos se cuenta la propuesta de ampliación del parque fotovoltaico Cauchari Solar.

En la citada planta jujeña, que está en construcción, se unificaron tres proyectos solares de 100 MW, cada uno, adjudicados en las rondas del plan RenovAr.

Tensa situación por incumplimientos de dos subcontratistas

Se fueron sin pagar salarios adeudados a trabajadores del parque solar.

La subestación transformadora construida junto al parque solar de Cafayate.

Dos de las empresas que la firma española Elmya subcontrató para distintos trabajos ejecutados en el parque fotovoltaico de Cafayate, AVS Solar y Autopartner SAS, se retiraron sin cumplir con las obligaciones que habían asumido con más de un centenar de obreros de la construcción. 

Los trabajadores, que comenzaron a recibir las notificaciones del cese laboral el pasado 31 de abril, reclaman ahora ante la contratista principal la cancelación de haberes atrasados, diferencias salariales y horas extras. También le exigen el pago que les corresponde por el Fondo de Cese Laboral, un beneficio que está establecido en la ley nacional 22.250 para los trabajadores de la construcción y que debe hacerse efectivo con aportes que los empleadores están obligados a integrar en una cuenta bancaria.

Ante el conflicto, que derivó en un corte del acceso al parque solar el pasado 14 de mayo, Elmya se comprometió a regularizar las deudas salariales. Para descomprimir la situación, la empresa española efectivizó el pago de un anticipo el 17 de mayo y debía presentar una propuesta de cancelación definitiva el viernes último, pero la audiencia pasó a un cuarto intermedio.

Gabriel Meisner, abogado que patrocina a 58 de trabajadores vallistos, precisó que mañana, a las 16, Elmya debería formalizar la propuesta de pago pendiente. Los obreros movilizados se mantienen en tensa espera y anunciaron que retomarían las medidas de fuerza si la empresa no cumple lo acordado hasta mañana. 

Entre los afectados hay varios cuyanos y diez españoles que tenían garantizado su alojamiento en Cafayate solo hasta ayer, por lo que al cierre de esta edición aguardaban respuestas urgentes de la Cancillería argentina y de la Embajada de su país.

Aunque las obras del parque solar están casi finalizadas, la conflictiva situación podría complicar su habilitación y generar penalizaciones para Canadian Solar, la titular del proyecto. 

La administradora del mercado mayorista eléctrico del país (Cammesa) programó las entradas en operación de la planta de Cafayate y de otros proyectos de generación limpia en base a los lineamientos del Plan de Energías Renovables (RenovAr). Este prevé una creciente participación de energía renovable en la matriz eléctrica del país, que debería llegar al 20% en 2025.

Ese es uno de los compromisos que asumió Argentina en la última cumbre del cambio climático en París. 

En Salta, Cammesa espera incorporar 280 megavatios (MW) de energía solar desde el mes próximo hasta el primer semestre de 2020, con el parque fotovoltaico de Cafayate y los dos que están previstos en el municipio de San Antonio de los Cobres. 

Con las tres plantas solares en funcionamiento, la provincia de Salta tendría una participación de generación renovable superior al 23%, cinco años antes del plazo tope establecido en la legislación que impone la incorporación progresiva de fuentes de generación limpia en el país.

Hoy Salta tiene una capacidad de generación instalada de 1.200 megavatios (MW), que se concentra fundamentalmente en dos grandes usinas que funcionan con gas: la Central Térmica Güemes (CTG) y TermoAndes.

Al igual que en la provincia, todo el país aún tiene su matriz energética fuertemente atada a los combustibles fósiles (gas, fuel, gasoil y carbón) y se estima que son necesarias inversiones por no menos de 14.000 millones de dólares de aquí hasta 2025 para alcanzar las metas marcadas por la ley 26.190 de energías renovables y sus normas complementarias. 

Coment� la nota