El próximo agente financiero tendrá la concesión durante cinco años

El gobierno espera publicar la convocatoria a mediados de noviembre. Se elegirá un solo banco para toda la provincia. Habrá una unidad de seguimiento para verificar el desempeño del nuevo agente. Pedirán una nueva prórroga para el Nuevo Banco de Santa Fe SA.
En menos de un mes, el gobierno provincial espera publicar el llamado a licitación para determinar quién será su nuevo agente financiero. Desde que el ex Banco Provincial fue privatizado, ese rol lo desempeña el Nuevo Banco de Santa Fe (NBSF), pero el contrato original venció el 30 de junio. Desde entonces, y con la salvedad de que se prepararía el proceso licitatorio, el Poder Ejecutivo acordó una prórroga con el NBSF hasta diciembre, que aún no fue votada por el parlamento.

Ahora, el pliego está listo. El ministro de Economía, Angel Sciara, confirmó a El Litoral que la versión preliminar será presentada al gobernador y luego al Frente Progresista, para llegar a la redacción final.

- ¿Qué tiempos manejan para el proceso licitatorio?

- Llamaríamos inmediatamente a licitación. Esperamos estar en condiciones de hacer las publicaciones respectivas alrededor del 15 de noviembre.

- ¿La definición se pospone entonces para el año que viene?

- Seguramente. Este proceso tiene que brindar no sólo transparencia, sino todas las garantías que los oferentes necesitan. En consecuencia, se requiere tiempo y plazos. Estamos preparando un cronograma lo más ajustado posible a los efectos de poder acortar el período para culminar con la adjudicación lo antes posible, pero respetando los tiempos suficientes para garantizar los derechos de los oferentes y sus responsabilidades.

- ¿Con qué criterios elaboraron el pliego?

- No lo vamos a dar a publicidad todavía.

- ¿Pero qué pasa con las fuentes laborales, por ejemplo?

- Contiene protección de las fuentes laborales, planes de inversiones obligatorias, una determinada cantidad y calidad de prestaciones de servicios. Hemos sido muy rigurosos y exhaustivos en los servicios que vamos a exigir.

- ¿Deberá tener cajeros en todas las localidades?

- Uno siempre pide lo más, pero lo que no debemos olvidar es que será un banco privado. Lo que vamos a exigir es la máxima prestación dentro de la permanencia y estabilidad del propio agente financiero. Uno no puede exigir en demasía y (provocar) que el último leño termine derrumbando al burrito que los carga.

- ¿Qué se dispuso sobre las comisiones?

- Estamos viendo precisamente ese tema para poder establecer el tarifario con el cual tendríamos que aconsejar los valores que cobraría el agente financiero.

- ¿Por cuánto tiempo será la concesión?

- Estamos proponiendo por cinco años.

- ¿El actual agente financiero tiene ventajas respecto de otros bancos?

- No hay ninguna ventaja considerada explícitamente. Además, no sería procedente que concediésemos ventajas por ser el agente actual. La ventajas que pueda tener son las objetivas por la construcción histórica del propio Banco de Santa Fe privatizado.

- ¿Puede el Banco Municipal de Rosario participar de este proceso?

- Puede, pero cada oferente sabe cuáles son sus capacidades y limitaciones. Entonces, cuando uno apela a llamados así, tiene que estar apelando también a la responsabilidad de cada uno de los oferentes.

- ¿En este caso tendría más dificultades que virtudes?

- Sí. Tampoco uno está llamando a oferentes para que se haga una puesta en escena de un proceso licitatorio. Aquí el pliego establece las libertades absolutas de todo oferente que se considere capacitado para ser el agente financiero.

- ¿El pliego contempla subdividir la provincia y que el rol de agente lo desempeñe más de un banco?

- No. Eso nunca fue tratado. Eso puede ser un comentario, pero corre por cuenta de quien lo dice. Nosotros en ningún momento sugerimos esa posibilidad.

- ¿Está satisfecho con el desempeño del NBSF?

- Tenemos buena relación con sus autoridades. En general, hemos tenido respuestas rápidas y oportunas a nuestros requerimientos, sobre todo en situaciones de crisis. Seguramente estableceremos un mejor sistema de acompañamiento del agente financiero por parte del poder concedente en el futuro. En ese sentido, sí puedo adelantar que vamos a ser muy estrictos y rigurosos, y vamos a armar una unidad de seguimiento que verifique que el agente cumpla con eficiencia todas las funciones establecidas en el pliego.

- En este momento de crisis económica ¿no es riesgoso encarar esta licitación?

- Estamos analizando esto. No nos es ajeno que la situación ha cambiado, y que esto podría poner en cuestión el proceso licitatorio. En principio mi opinión es que no, pero tenemos que seguir mirando las repercusiones que tiene la crisis internacional sobre el propio sistema financiero argentino. Hasta ahora no ha habido necesidades de salir a proteger bancos como pasó en otros países, pero no descartamos que tengamos que revisar un poco la oportunidad. En principio, de todos modos, seguimos avanzando.

Prórroga

Ángel Sciara admitió que deberán prorrogar nuevamente el contrato de vinculación con el Nuevo Banco de Santa Fe como agente financiero, dado que no llegarán a diciembre -fecha establecida para el vencimiento de la primera prórroga- con la licitación terminada. "Estaríamos pidiendo que se extienda seguramente por unos meses más, pero estando el proceso licitatorio en marcha, se legitima mejor la prórroga", consideró el ministro. El decreto en cuestión sería enviando cuando la Legislatura no ha tratado aún el mensaje anterior con la primera prórroga. Si ello es así, el Ejecutivo podría retirar el mensaje anterior, o las cámaras podrían pasarlo directamente al archivo.

La "moda" de privatizar

El ministro de Economía criticó la decisión de los gobiernos anteriores de vender el ex Banco Provincial de Santa Fe.

"Nunca nos gustó la privatización. Tampoco nos gustó la forma en la que se la hizo, que se concretó con un alto endeudamiento del poder público. Hoy estamos pagando ese endeudamiento; estamos pagando la resolución de los conflictos laborales y el préstamo para el armado del fideicomiso. Creo que fue muy gravoso para la provincia hacerse cargo de una moda, que era la moda de la privatización", sentenció.

Acerca de la posibilidad de que en la actualidad la provincia cuente con una entidad crediticia pública, Sciara dijo que es necesario repensar en qué condiciones.

"Muchos piensan que es importante tener un banco oficial porque siempre actúa como con un carácter prebendario. En realidad, los prebendarios son los que quieren un banco público en esas condiciones para después no pagar los créditos. Esa no es nuestra perspectiva. El banco público lo es porque tiene un capital que responde a la colectividad, de la misma manera que un banco cooperativo defiende los intereses de los cooperantes, pero con eficiencia y efectividad. Esto es lo que hay que exigirle a un banco oficial. No compartimos la idea de tener bancos clientelares donde quienes terminan pagando los desatinos y las administraciones incorrectas son los que nunca pisaron el banco", concluyó.

Comentá la nota