Las próximas horas serán decisivas

Para el fiscal Giordano, la próxima semana será clave en la recolección de los elementos de pruebas que determinarán la calificación de la causa y la cantidad de imputados en la misma. Ayer allanaron la sede del Banco Santa Cruz y secuestraron documentación relevante para la investigación.
Pasado el mediodía, la jueza Valeria López Lestón encabezó un procedimiento en el Banco Santa Cruz, en el marco de la causa que investiga la denuncia formulada por el Ministerio Secretaría General de la Gobernación (MSGG) sobre un presunto desfalco.

También ayer, el director provincial de Administración del MSGG realizó una ampliación de la denuncia ante la Fiscalía a cargo del Dr. Gabriel Giordano, que lleva adelante la investigación.

Esto fue confirmado por el propio fiscal en declaraciones al móvil de LU 12 Radio Río Gallegos, quien sostuvo que ayer Nicolás Segura, director de Administración, "amplió el testimonio en su calidad de denunciante, lo que motivó que se realicen una serie de medidas que fueron peticionadas por la Fiscalía y acordadas por la jueza a cargo, Valeria López Lestón".

"Obviamente que, en el mérito al éxito de la operación, no podemos brindar detalles ni de los procedimientos que estamos realizando ni de los resultados de los mismos", indicó el fiscal, aunque confirmó que el allanamiento realizado en el Banco Santa Cruz fue a causa de esta denuncia, donde "se requirió la recopilación de una serie de evidencia documental que será revisada por el cuerpo contable pericial, a los fines de ir construyendo el caso y ver hacia dónde tendemos la línea de investigación", explicó.

Agregó que "justamente entre las medidas pedidas por la Fiscalía, está la recopilación de evidencia y el Banco Santa Cruz es uno de los organismos en el que se llevó a cabo la presunta maniobra defraudatoria".

Carátula

Si bien por ahora parte del requerimiento fiscal está caratulado como "fraude a la administración pública", lo cierto es que la calificación final puede variar. "Hay que hacer el cotejo de la documentación y en virtud de ello se tomarán las determinaciones necesarias", dijo Giordano. Sostuvo que por el momento, si bien "hay imputados", la instancia en la que se encuentra la investigación "impide que se revelen los nombres, hasta tanto se formule judicialmente esta cuestión, desde luego que estamos trabajando en el tema", aseguró. Sobre si se pudo determinar el tiempo desde el que se viene haciendo esta maniobra, Giordano no dio mayores precisiones. Indicó que "la hipótesis integral es la obtención de la totalidad de los elementos que integran el hecho denunciado y entrar en detalle sería revelar elementos de prueba, por eso es que no puedo dar mayores precisiones".

Explicó que si bien el sumario "es público", lo es sólo para las partes. "Hasta el momento la única parte interviniente es el Ministerio Público Fiscal, por lo tanto debemos preservar la reserva de información con el objetivo del éxito. Estamos abocados al tema y la jueza de Instrucción ha librado la mayoría de los oficios que ha requerido e incluso por motus proprio, ha librado otros, por lo que por el momento estamos expectantes de que llegue la documentación para hacer nuestra propia evaluación".

Giordano enfatizó que "las horas venideras serán esenciales para la recolección de la prueba y para emprolijar la calificación provisoria que el Ministerio Público está obligado a hacer, a la hora de la instrucción" y reiteró que "esto no quiere decir que esta causa permanezca con la misma calificación, puede variar, ampliarse o diminuir, conforme a las pruebas que se vayan recogiendo", finalizó.

Comentá la nota