Las provincias podrán salir a pedir plata para financiar gastos

El Senado convirtió en ley un proyecto que permite a los gobernadores emitir deudas. Según el ministro Jiménez, Tucumán elaboró el proyecto de Presupuesto 2010 con las limitaciones que rigen. La votación.
Las provincias y el Gobierno nacional fueron autorizadas por este año y 2010 a ejecutar presupuestos financieros con déficit, aumentar el gasto público primario y emitir deuda para el financiamiento de gastos corrientes. El Senado aprobó ayer y convirtió en ley el proyecto que propone la suspensión transitoria de dos artículos de la ley de Responsabilidad Fiscal, por la que quedan sin efecto por dos años las restricciones que impiden a las provincias tomar deuda y flexibiliza la posibilidad de reasignar recursos destinados a afrontar gastos de capital para atender gastos corrientes.

El oficialismo obtuvo 35 votos positivos contra 17 de la oposición, como expresión de los legisladores del radicalismo y el justicialismo federal, consigna la agencia DyN.

Las provincias podrán requerir fondos que la ley de 2004 prohibía y emitir deudas por un valor superior al 15% de sus recursos corrientes, al tiempo que posibilita a las administraciones provinciales a cerrar sus ejercicios con déficit.

El titular de la comisión de Presupuesto y Hacienda, el oficialista Fabián Ríos, dijo que este régimen de excepción "permitirá a las provincias disponer de un año más para poder amortiguar el impacto de las deudas acumuladas".

A su vez, el titular de la UCR, Gerardo Morales, pidió reponer el acuerdo Nación-Provincias que establecía un ingreso para el conjunto del interior del 34% del total de los fondos recaudados. "El Gobierno se apropió de los dineros del crecimiento económico", indicó

La profundización de la crisis económica aceleró el proceso de deterioro fiscal de las provincias y debilitó las cuentas nacionales. "Aún cuando se modifique la Ley de Responsabilidad Fiscal y se permita endeudarse para financiar gastos corrientes, queda por verse la factibilidad de alcanzar un financiamiento a tasas razonables, cuando la Nación aun no ha restricciones para ingresar al mercado voluntario de deuda internacional", advierte la consultora Economía & Regiones.

En Tucumán, la gestión del gobernador José Alperovich no prevé utilizar la autorización para gastar. Consultado por LA GACETA, el ministro de Economía, Jorge Jiménez, remarcó que el proyecto de Presupuesto 2010 -que mañana será elevado a la Legislatura- se elaboró en función de las restricciones previstas en la Ley de Responsabilidad Fiscal.

"La política del Gobierno provincial es no endeudarnos para cubrir gastos corrientes", puntualizó el funcionario.

Números en "rojo"

Las provincias cerrarían este año con un déficit financiero (después del pago de intereses de la deuda) cercano a los $ 8.100 millones.

A nivel nacional, el superávit primario caería a $ 11.500 millones (64% inferior al de 2008), según Economía & Regiones.

Hasta 2006, las provincias ejecutaron presupuestos con equilibrio financiero. Pero en el último trienio vienen mostrando déficit.

Comentá la nota