La provincia sigue sin informar sobre la contratación con Plumada SA

La diputada provincial Virginia Cornejo (PPS) presentó un proyecto de resolución con el fin de que la Cámara de Diputados reitere un pedido de informes sobre la contratación de Plumada SA, la empresa a la que la provincia le entregó en 2006 el depósito, la guarda y la digitalización de los archivos públicos.
El pedido de informes va dirigido al ministro de Finanzas y Obras Públicas, Carlos Parodi. Se le solicita que brinde información, entre otras cuestiones, sobre las tareas encomendadas a Plumada y sobre los pagos realizados a ella durante todo 2008.

La Cámara de Diputados ya aprobó un pedido de informes sobre Plumada, mediante la resolución 46/90, que fue elevada al Ministerio de Finanzas el 30 de abril pasado, "sin que hasta el momento se haya recibido respuesta, razón que amerita el proyecto de reiteración", informó Cornejo.

Desde que comenzó la operatoria con la empresa Plumada la provincia viene esquivando dar información. Durante la gestión de Juan Carlos Romero, el 14 de junio de 2006, el entonces ministro de Hacienda, Javier David, solo informó a los diputados que la propuesta realizada por la firma estaba "en trámite". Sin embargo, en ese momento los archivos de la provincia ya estaban siendo trasladados al depósito que la empresa construyó en el acceso a Salta, sobre la ruta nacional 9.

En aquella oportunidad el Gobierno eludió informar sobre el contrato de promoción aprobado en junio de 2005 por el cual le otorgó a Plumada certificados de crédito fiscal por 4 millones 500 mil pesos.

A la resistencia que generó el hecho de que se privatizara la guarda de los archivos, lo que se contraviene con el artículo 52 de la Constitución provincial, la operatoria con Plumada fue sumando datos para la crítica: en julio de 2008, al realizar otro pedido de información, la diputada Cornejo reveló que la empresa había cobrado un adelanto de más de 3 millones de pesos en un trámite sumarísimo, realizado en los últimos días de mandato de Romero, en noviembre de 2007.

Esta vez la excusa fue un proyecto de digitalización del patrimonio bibliográfico y documental que alberga el Complejo de Bibliotecas y Archivo de la provincia. El costo del trabajo fue calculado en casi 10 millones de pesos, de los cuales Plumada cobró 3 por adelantado, la plata que necesitaba para comprar el equipamiento necesario para realizar el trabajo que proponía.

Mientras era candidato el gobernador Juan Manuel Urtubey había realizado declaraciones resonantes sobre esta operatoria. Entre otras, había afirmado que resultaba más barato guardar los archivos en Miami. Pero luego, ya durante la gestión, dijo que se había equivocado y decidió mantener la contratación con la firma.

Comentá la nota