La Provincia impulsa una ley propia de blanqueo de capitales

El proyecto ya ingresó a la Unicameral y contempla la eximición del pago de Ingresos Brutos a quienes declaren bienes no registrados. En lugar de adherir a la ley nacional propone un articulado especial.
En consonancia con la ley nacional de blanqueo de capitales lanzada por la administración de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner, la Provincia ingresó en la semana que acaba de concluir, a la Legislatura, un proyecto propio tendiente a implementar esta misma modalidad en Córdoba, en paralelo a la iniciativa que ya rige en todo el país, aunque tomando como base el mecanismo establecido en dicha norma.

En concreto, el articulado que lleva la firma del vicegobernador Héctor Campana (hasta hace pocos días ocupó el cargo de gobernador por la ausencia de Juan Schiaretti), del ministro de Finanzas Ángel Mario Elettore y del Fiscal de Estado Jorge Córdoba, establece liberar del pago del impuesto sobre los Ingresos Brutos a quienes informen su capital no declarado a las autoridades provinciales a partir de la sanción y publicación de la ley en el Boletín Oficial.

El proyecto, de carácter "excepcional", libera de esta carga tributaria a quienes "efectúen la exteriorización de tenencia de moneda extranjera, divisas y demás bienes en el exterior, y la tenencia de moneda nacional, extranjera y demás bienes en el país", accediendo de esta manera a similares beneficios de eximición a los que contempla la Ley nacional de blanqueo, aunque en versión local.

En rigor, la eximición del pago de Ingresos Brutos se efectuará sobre los recursos no declarados, no extendiéndose a los restantes bienes de quien se acoja a esta modalidad.

Períodos no prescriptos

La norma alcanzará, en caso de aprobarse, a todos los períodos fiscales no prescriptos a la fecha de publicación de la mencionada ley, y finalizados hasta el 31 de diciembre de 2007.

La iniciativa, que tras su debate en comisión sería aprobada en los próximos días, según aseguraron fuentes legislativas, establece que el beneficio que otorgará la Provincia se accionará en el momento en que el interesado ponga a disposición de la Dirección de Policía Fiscal y/o de la Dirección General de Rentas, "los antecedentes y/o formalidades exigidas a nivel nacional".

La propuesta de la Provincia va aún más allá y libera a los declarantes de multas y cualquier otra sanción que pudiera corresponderles en el marco de las disposiciones del Código Tributario Provincial en relación al no blanqueo de capitales.

Además se exime a quien se acoja de toda multa o sanción impuesta por la Secretaría de Trabajo.

"Es de destacar que el origen de los fondos no necesariamente puede provenir de actividades gravadas por el impuesto provincial, ya sea por estar vinculados con ingresos generados en el exterior o por tratarse de bienes respaldados por actividades no gravadas o exentas en el ámbito de la Provincia de Córdoba", afirma la iniciativa oficial en sus fundamentos.

Cuestionamientos

El vicepresidente del bloque de legisladores del Frente Cívico y Social, Roberto Birri, aseguró no compartir con el gobernador Schiaretti esta decisión de abrir las puertas a capitales de "dudosa procedencia".

"Conceptualmente estamos en contra de lo que significan las leyes de blanqueo, las cuales generan una situación de injusticia e inequidad toda vez que terminan importando un beneficio para quienes fueron incumplidores y un castigo para quienes cumplieron en tiempo y forma", apuntó el socialista.

El legislador riocuartense aseguró además que "es más lo que tiene para perder la provincia en términos de inequidad y dudosa reputación, que lo que tiene para ganar".

En tanto, el radical Dante Rossi fustigó la iniciativa oficial y aseguró que es una jugada del gobernador para hacerse de fondos y tapar así "el bache económico de la provincia".

"No es el camino moral más indicado para hacerse de fondos; buscan dinero sin fijarse en las formas. Esto me hace acordar a la aprobación de la instalación de nuevas máquinas tragamonedas", sentenció enfáticamente el legislador.

Otros legisladores, en cambio, prefirieron no dar a conocer sus posicionamientos hasta tanto el proyecto comience a ser analizado por la Unicameral.

Es que si bien la intención oficial era darle un rápido trámite, el repentino fallecimiento del ex presidente Raúl Alfonsín, y la consiguiente alteración del funcionamiento de la Legislatura en el marco de los homenajes especiales, postergaron para la semana próxima los primeros debates en torno al tema.

Comentá la nota