La provincia firmó un convenio contra la violencia doméstica

El convenio fue rubricado en el marco del Grupo de Trabajo Federal sobre Violencia Doméstica, por el presidente del TSJ de La Rioja, Angel Avila y la vicepresidenta de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, Elena Highton de Nolasco. El objetivo del mismo es es combatir la violencia doméstica y brindar seguridad a las víctimas.
El Tribunal Superior de Justicia de La Rioja se sumo a la iniciativa de la Corte Suprema para desarrollar estrategias comunes para la lucha contra la violencia doméstica. El mismo prevé desarrollar actividades conjuntas entre ambos órganos judiciales.

El convenio fue rubricado en el marco del Grupo de Trabajo Federal sobre Violencia Doméstica, por el presidente del TSJ de La Rioja, Angel Avila y la vicepresidenta de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, Elena Highton de Nolasco.

Asimismo el fin es combatir la violencia doméstica y brindar seguridad a las víctimas, la Justicia provincial se sumó a la iniciativa del Alto Tribunal en la implementación de programas de asesoramiento y orientación a las víctimas de maltrato familiar.

La idea principal es seguir el modelo de la Oficina de Violencia Doméstica (OVD) implementada en la Nación y establecer lazos con las provincias para desarrollar actividades conjuntas en materia de capacitación, difusión, investigación, promoción y elaboración de estadísticas sobre esta problemática de alcance nacional.

En esta oportunidad, también se adhirieron junto a La Rioja los máximos tribunales de las provincias de San Luis y Corrientes, completando así el mapa del Poder Judicial argentino relativo al desarrollo de estrategias para dar acceso a la Justicia a personas que sufren maltrato en el seno del hogar.

Durante la firma de los convenios, Highton precisó "hoy las 23 provincias argentinas están incluidas en la política de acceso a Justicia y violencia doméstica", al tiempo que destacó que algunas jurisdicciones ya implementaron la Oficina de la Mujer (OM).

Por su parte, el titular del máximo tribunal de La Rioja destacó el impulso que dio la Corte Suprema al tratamiento de la violencia doméstica e indicó que el problema ya está visualizado y ahora debe haber una respuesta judicial a este fenómeno.

Comentá la nota