La Provincia entregó 130 mil pesos a microemprendedores.

El Ministerio de Industria entregó en Río Cuarto 12 créditos para microemprendedores de la ciudad y la región (Berrotarán, Alcira Gigena, Santa Eufemia, Almafuerte, Alejandro Roca y Tancacha), por más de 130 mil pesos.
Estas líneas crediticias se inscriben en el marco de políticas de desarrollo orientadas a microemprendedores, que teniendo algún tipo de habilidad les falte dinero para iniciar o ampliar su actividad. "vamos en auxilio de ellos con estos créditos de hasta 15 mil pesos, a 36 meses de plazo y con taza de interés muy baja, del 3% anual", señaló el ministro de Industria, Comercio y Trabajo, Roberto Avalle, quien junto al ministro de Agricultura, Carlos Gutiérrez, presidieron el acto de entrega, realizado anteayer en la subsede de Gobierno.

Avalle resaltó que "no son subsidios los que entregamos, lo que estamos subsidiando es la tasa de interés. Tomar un crédito, es una responsabilidad en lo que hace a la devolución, porque a partir de que se logre un recupero adecuado, estamos posibilitando que otras personas, posteriormente, puedan tomar a partir de ese recupero otros créditos y se les facilite el desarrollo de algún tipo de actividad".

El acto contó con la presencia de los ex empleados de la metalúrgica Fönster, que cerró sus puertas en 2008, quienes con ayuda de la Provincia, a través de créditos productivos, lograron formar una cooperativa de trabajo (Perfaber). Al respecto el funcionario provincial informó que seguirán apostando al proyecto: "vamos a poner a disposición una capacitación para esta cooperativa en aquellas cuestiones que hacen a la comercialización, porque trabajan muy bien, pero tienen que mejorar cuestiones relacionadas con la gestión comercial, es decir, aprender a vender mejor".

Precariedad laboral

Por otra parte, Avalle se refirió además al tema de la precariedad laboral. "Hemos incorporado en 2009 a otros 15 inspectores, varios de los cuales están en la ciudad de Río Cuarto, que tienen como misión verificar que los empleados estén trabajando en condiciones normales".

También aseguró que se controla muy de cerca lo relacionado a las condiciones de higiene y seguridad en el trabajo, particularmente en una actividad que ha tenido en los últimos años una gran expansión como es la industria de la construcción. "ahí estamos poniendo muchísimo esfuerzo con recursos humanos, económicos y tecnológicos, lo que nos permiten hacer el seguimiento informático y ordenado de cómo se va presentando este tipo de situaciones".

Según los datos brindados por el funcionario, se han incrementado en un 70% en 2008, con respecto al 2007, las inspecciones en obras, en el caso de la industria de la construcción, además de haberse incrementado la cantidad de sanciones en el orden del 260%, en el mismo periodo.

Comentá la nota