Provincia condonaría las deudas a los municipios

En medio de las presiones que vienen ejerciendo los diferentes municipios por el déficit que afrontan, el Ejecutivo de la Provincia incluyó un artículo en el Presupuesto 2010 mediante el cual se decide condonar o refinanciar las deudas que los municipios mantengan con la administración provincial.
A su vez, el Tribunal de Cuentas puede perdonar a los funcionarios de los ejecutivos locales que hayan utilizado partidas afectadas para destinos diferentes a los establecidos.

Mediante el articulo 54 de la Ley de Leyes se faculta al Ejecutivo a "modificar las condiciones de deuda que mantienen las jurisdicciones municipales con el Estado Provincial", quien podrá determinar su "refinanciación, quita, espera, remisión y novación" de las mismas.

Además, el artículo 55 contempla la posibilidad de que la Provincia condone a los municipios los intereses punitorios de las deudas contraídas con organismos internacionales.

El diputado provincial por el ARI, Walter Martello, señaló a La Tecla que el artículo que habla de la condonación de la deuda tiene varias fallas que ellos critican desde el bloque. Primero que "no especificaron de qué tipo de deuda estamos hablando, segundo que tampoco tiene un detalle agregado de cual es la situación de déficit general de los Municipios de la Provincia y un tercero, que es un sistema discrecional. Se hace una delegación de facultades al Gobernador que entran de cada caso en particular. Esto debería estar delegado por la Legislatura y no por el Gobernador".

Mientras tanto, el legislador sostiene que la legislación puede "terminar premiando las malas administraciones porque si es discrecional el sistema se puede incurrir en esa situación. Hay municipios que hoy por hoy no tienen ningún tipo de superávit y no van a tener ningún beneficio. En cambio otros que tengan deudas con la provincia pueden ser beneficiados de acuerdo a un sistema político que no sabemos cual va a ser".

El perdon a los funcionarios

En tanto, el Presupuesto incluye también otro apartado que autoriza al Tribunal de Cuentas provincial a suspender las sanciones a funcionarios municipales que hubieran autorizado el uso de recursos afectados –fondos que ya tienen un destino predefinido- para un destino diferente al previsto.

Martello sostiene que estas dos formas de "perdón" son dos concesiones que se le hacen a los intendentes producto de la presión que están ejerciendo sobre el Gobernador porque está imposibilitado de mandarle recursos frescos para cubrir los gastos corrientes.

Comentá la nota