La Provincia se comprometió a hacer "todo, para que el Plan funcione"

El ministro de Desarrollo Social bonaerense, Baldomero Álvarez de Olivera celebró esta tarde el decreto presidencial que asegura la asignación universal de 180 pesos para niños menores de 18 años, hijos de desocupados y trabajadores en negro, no sin comprometerse a que "se ocuparán de tomar todas las medidas necesarias para hacer posible que este plan funcione como corresponde".
El titular de la cartera social reconoció que el decreto "es una medida que permitirá continuar trabajando en la inclusión de los que menos tienen", al tiempo que insistirá con garantizará que "llegue a todas aquellas familias de la Provincia que hoy se encuentran en situación de exclusión."

Asimismo, Alvarez de Oliveira subrayó la importancia que posee el hecho de que los beneficiarios de esta asignación deben acreditar la concurrencia de sus hijos a la escuela y el cumplimiento del plan de vacunación oficial, ya que "garantizar el bienestar de los niños y jóvenes es una de las premisas principales de la actual gestión."

El anuncio presidencial se llevó adelante hoy en el Salón de las Mujeres de Casa Rosada, durante un acto en el que estuvieron presentes gobernadores y gran parte del gabinete nacional y según precisa el decreto, la asignación será abonada a uno de los padres o tutores de hijos hasta 18 años, y hasta un total de 5 niños y sin límite de edad en caso de hijos discapacitados, con fondos proveniente de la ANSES.

Comentá la nota