La Provincia buscará aumentar su recaudación en 240 millones de pesos

La ministra Ruiz dijo que en 10 días se enviará el proyecto de reforma impositiva a la Legislatura. Admitió la posibilidad de redireccionar fondos de los contratos petroleros. Señaló que también enviará a la Cámara un proyecto para que se autorice un canje de deuda. La oposición cuestionó los números. "Las cuentas están equilibradas", afirmó Kogan.
La ministra de Hacienda de la provincia, Esther Ruiz, informó ayer a los diputados provinciales que el nuevo esquema de recaudación impositiva será presentado en 10 días y que, con él, se espera recaudar anualmente 240 millones de pesos más, "al modificar las alícuotas y las multas".

Estas medidas, y otras que ya había diseñado el ejecutivo, se planeaban implementar a principios de año pero se frenaron como consecuencia de la crisis económica internacional. Sin embargo, fue el propio gobernador Jorge Sapag el que instruyó a sus funcionarios para comenzar a trabajar ahora en una mejora de la recaudación propia de la Provincia.

Por otra parte, al ser consultada al cierre de la exposición que hizo ante los legisladores sobre los números del Presupuesto 2009, explicó: "En la caja tenemos plata pero no la podemos utilizar para gastos corrientes, está afectada a obras específicas", Lo dijo en referencia a la ley Nº 2.615 de renegociación de los contratos petroleros.

La ministra, que asistió a la Comisión de Hacienda para explicar la situación financiera provincial, no descartó entonces la posibilidad de solicitar en el futuro una autorización mediante una ley para "redireccionar" esos fondos obtenidos. "Ésa es la última opción, pero es factible", dijo, e indicó: "A mí no me gusta, es algo extraordinario que debe quedar para obras, pero estamos viviendo una situación muy particular".

Presupuesto

Ruiz brindó información del presupuesto proyectado y el ejecutado hasta julio de este año. Indicó que la caja provincial "está en rojo" y afirmó que el mes próximo enviará a la Cámara un proyecto de ley para autorizar al Ejecutivo a endeudarse.

Indicó que ese rojo es de 400 millones de pesos según las proyecciones actuales y planteó la posibilidad de pedir un canje de la deuda "para patear las fechas de vencimiento un año y medio más adelante", explicó.

"Estamos en rojo, los fondos que ingresaron tienen afectaciones específicas, no las podemos utilizar para el pago ni de sueldos ni proveedores", afirmó Ruiz ante los legisladores de la Comisión de Hacienda y Presupuesto.

Aumento de la deuda

La ministra señaló que la deuda provincial aumentó 200 millones en lo que va del año y que 160 de ellos fueron a causa de los sueldos que en diciembre del año pasado representaban 217 millones, pero que en julio de este año ascendieron a 370 millones de pesos.

Sin embargo, en las planillas que presentó el equipo del ministerio se explicó que entre la columna de ingresos corrientes e ingresos de capital, en lo que va del año hasta julio, hubo una diferencia favorable del 2%, que representa 58 millones de pesos más de lo que habían previsto. Este resultado se dio a pesar de que la recaudación de impuestos provinciales y nacionales cayó.

Para la oposición, hay equilibrio

Sin embargo, el diputado justicialista Ariel Kogan le señaló a la ministra que, según sus cálculos, las cuentas están equilibradas. "Estamos bien, acá no hay déficit. No hay descompensación entre recursos ordinarios. No cayó la recaudación de los recursos de la coparticipación, las regalías y los impuestos provinciales", dijo.

La diputada radical Cecilia Bianchi manifestó que no entiende "ni la lógica ni la oportunidad de la exposición de la ministra", ya que el presupuesto no fue reformulado a pesar de haberse modificado los parámetros de recursos y gastos. "Todo indicaba que el ejecutivo provincial solicitaría endeudamiento para financiar sus desequilibrios financieros que fueron curiosamente negados", añadió.

Comentá la nota