Los proveedores amenazan pero no peligra el servicio

La crisis económica que la Provincia está atravesando llegó donde más duele. Está semana podría suspenderse el suministro de alimentos para los comedores escolares, por la falta de pago que los proveedores viene denunciando desde hace un tiempo.
Sin embargo, en Junín la situación no sería tan grave, ya que según informó Alejandro Braga, encargado de los comedores escolares en el Consejo Escolar, la previsión de alimentos está asegurada y el servicio no correrá riesgos, si la medida no se extiende en el tiempo.

"Sabiendo esta situación hicimos una reserva de alimentos, que nos brindará 15 días más de servicio sin inconvenientes", dijo el consejero

aunque aseguró que si la situación continúa, los proveedores no podrán abastecer sus propias necesidades.

"Solo uno de los proveedores de Junín es parte de la asociación que plantea la suspensión del servicio, el resto son proveedores locales con los que se tiene un contacto más directo" y "no creo que tomen posturas corporativas, y si las toman tendrán que ver más con lo económico, que con lo político".

Braga ratificó que entiende la situación de los empresarios, ya que una parte importante de su actividad económica es proveer al Consejo.

"Entendemos la posición que están tomando" y adelantó que intentarán hacerle llegar las inquietudes de los proveedores al Gobernador, cuando llegue a Junín hoy. "Si no podemos nosotros, tal vez lo podamos hacer a través del Intendente".

La situación

provincial

Proveedores de comedores escolares de la Provincia de Buenos Aires podrían cortar las prestaciones a partir de esta semana, si el Gobierno bonaerense no salda la deuda que mantiene con ellos, según indicó el titular de la Asociación bonaerense de prestadores de servicios a comedores escolares y afines (Abpscea), Héctor Acevedo.

La medida, que afectaría a dos millones de niños en los 134 partidos bonaerenses, se tomará "no como una forma de protesta, sino porque las empresas no pueden sostener más la situación sino reciben los pagos correspondientes", sostuvo Acevedo.

Los prestadores del servicio se reunieron, el viernes, con el director provincial del servicio Alimentario Escolar (SAE), Fabián Díaz, quien les prometió que "el lunes (por hoy) al mediodía" el ministro de Desarrollo Social, Baldomero Álvarez de Olivera, se comunicaría con ellos para estudiar la situación.

Acevedo aseguró que "nos quedaríamos prácticamente sin recursos para seguir abasteciendo. Nuestra idea es continuar trabajando porque conocemos la importancia social de nuestra tarea y no se puede dejar a niños sin comida de un día para el otro, pero la solidaridad del gobierno también tiene que estar presente".

Comentá la nota