Por una protesta, Macri abandonó un acto en la ex Casa Cuna

El jefe de gobierno porteño se retiró del Hospital Pedro de Elizalde, donde se inauguraba un mural de Milo Lockett, luego de que inesperadamente se hiciera presente en el lugar con pancartas un grupo de delegados que realizaba un reclamo salarial
Mauricio Macri, jefe de gobierno porteño, se retiró del Hospital Pedro de Elizalde, ex Casa Cuna, por una inesperada protesta dentro del nosocomio de administrativos, enfermeros y médicos que reclaman sus sueldos de los últimos tres meses.

Hubo cantos en contra del funcionario y y pancartas amarillas haciendo alusión al PRO.

Al frente de la situación quedó Jorge Lemus, ministro de Salud de la ciudad de Buenos Aires, explicando que los sueldos se iban a normalizar en pocos dias.

El funcionario se encontraba en el lugar por la inauguración de un mural de Milo Lockett en el marco del bicentenario argentino.

Comentá la nota