Protesta con heridos y destrozos en un ministerio del Chaco

Hubo pedradas y huevazos en un reclamo de asistencia de la agrupación de Castells
RESISTENCIA.- La tensión social estalló esta vez en el Chaco, cuando un grupo de manifestantes del movimiento piquetero que lidera Raúl Castells atacó el Ministerio de Desarrollo provincial y causó heridos entre los empleados de esa dependencia y destrozos en el edificio.

Los manifestantes del Movimiento Independiente de Jubilados y Desocupados (MIJD), liderado a nivel provincial por Mercedes Sánchez, arrojaron huevos y piedras contra el edificio, que en el momento de la protesta no estaba protegido por la policía. Fue el segundo ataque violento contra la sede de Desarrollo Social; el primero ocurrió en septiembre mientras desocupados acampaban en la plaza central de Resistencia.

Se suma así a otros hechos de tensión en todo el país, como la agresión que el viernes pasado vivió el presidente de la UCR, Gerardo Morales, en Jujuy; la protesta que le impidió disertar en Mendoza a la embajadora de Estados Unidos, Vilma Martínez, y la toma del Concejo Deliberante en Mar del Plata, hace tres días.

Encuesta: ¿Considera que hay un "clima de violencia planificado por el Gobierno", como describen Carrió y Morales?

No

Parcialmente

No sabe

Votar Ver resultados

La ministra Beatriz Bogado dijo que el episodio se registró mientras juraba el ministro de Producción, Enrique Orban. "No hay nada que nosotros adeudemos en función de compromisos previos que se asumieran con el movimiento", se quejó.

El gobierno provincial quiere reordenar el sistema de ayuda social, lo que está generando cortes de rutas, agresiones y otras acciones de protesta por parte de las agrupaciones que son beneficiarias de la asistencia social.

La sede ubicada en la calle Frondizi al 300 fue atacada con huevos y piedras con inusitada violencia por los piqueteros que a nivel nacional son liderados por Castells, que hace pocas semanas estuvo en esta capital liderando una protesta frente a la Casa de Gobierno.

Oficialmente, el Ministerio envió un comunicado en el que sostiene que el ataque provocó "destrozos en el edificio" y heridas a empleados provinciales, uno de los cuales tuvo que ser hospitalizado.

Integrantes de la organización habían sido recibidos en la noche del jueves por el subsecretario de Desarrollo y Economía Social, Sergio Soto, con quien habían analizado las demandas de ese sector, informó el gobierno de Jorge Capitanich.

Soto determinó la atención del herido que desempeña tareas en el área de recepción. Fue derivado al hospital Perrando de Resistencia para su atención. Tuvo intervención la fiscalía de turno, a cargo de Mercedes Scarpín.

Fuerte custodia

Pese a una fuerte custodia policial dispuesta en el edificio del organismo público, lo que evitó una toma, los manifestantes destrozaron los plásticos dispuestos en la puerta de acceso y que hacían las veces del blindex, el cual ya había sido roto a principios de mes durante una jornada de protesta (en aquella oportunidad Sandra Mendoza, esposa de Capitanich, había apoyado la manifestación y por eso perdió su cargo en el gobierno).

"No entendemos este tipo de metodología de extorsión y presión para conseguir las cosas -indicó el funcionario que había dialogado con el MIJD-. No vamos a llegar a un acuerdo con mecanismos de presión, extorsión, amenazas y agresión y puesta en peligro de los bienes del Estado y personas que vienen para recibir asistencia."

Soto apuntó que en la reunión había anticipado a los miembros del MIJD que no había capacidad para atender todas las demandas que ellos reclaman, por lo que se había planeado continuar con las reuniones de negociación.

Advertencia de los trabajadores de Kraft

* Un grupo de trabajadores de la empresa Kraft Foods retomó ayer las protestas con una manifestación frente a la sede de la Unión Industrial Argentina (UIA), un corte en la Avenida de Mayo al 1100 y una marcha al Ministerio de Trabajo para reclamar la incorporación de todos los despedidos y suspendidos de la planta de General Pacheco. Los empleados dijeron que todavía queda reincorporar a 53 personas, después del acuerdo firmado la semana pasada por la mayoría de los delegados gremiales. Los manifestantes anunciaron que la semana próxima seguirán con los cortes de calles para insistir en el reclamo.

Comentá la nota