'La protección de una marca es una inversión y no un gasto'.

La abogada Natalia Mangas, especialista en propiedad intelectual, destacó la necesidad de realizar el registro de marcas antes de que la misma comience a utilizarse. Explicó que el título de propiedad es por 10 años y que el mismo se puede renovar indefinidamente, siempre que se haga antes de la fecha en que vence.
Según Mangas, la propiedad intelectual no sólo se dedica al registro de marcas sino que además incluye el patentamiento de inventos, registro de modelos industriales, modelos de utilidad y de derechos de autor. Sin embargo expresó que lo más conocido dentro de la propiedad intelectual es el registro de marcas, y agregó que existe a nivel nacional un único registro, por lo que al contar con el registro de su marca uno puede utilizarlo en toda Argentina. "Si protegés tu marca y la custodiás" se logra que nadie tenga otra parecida. Asimismo aconsejó que "antes de sacar una marca" ésta debe registrarse, y agregó que la protección de una marca es una inversión y no un gasto.

Según explicó, al registrar una marca uno no puede utilizarla para cualquier producto o servicio, sino que el cliente tiene que señalar qué producto o servicio quiere identificar, para luego completar una solicitud con los datos del cliente y el nombre de la marca. A su vez indicó que no puede hacer un registro sólo de la palabra, al que se llama "denominativo", sino que puede registrar también el logo.

Mangas explicó que luego la marca se presenta en el INTI, y a los tres meses aproximadamente se publica en un boletín de marcas. Con esto se le da publicidad para que aquellos que tengan una marca similar puedan oponerse, y en el caso de ocurrir esto se debe negociar con el oponente para realizar el registro de la marca.

El plazo máximo para la realización del trámite es de un año, y una vez que se logra el registro se entrega un título de marca. En el mismo se establece el nombre de quien tiene propiedad y uso exclusivo de esa marca en todo el territorio, porque nadie puede usarla sin pedir autorización. Para el trámite el INTI cobra $200, y ellos en el estudio cobran $400. En esto están incluidos las reuniones previas, la confección de solicitud de marca, la búsqueda, que asesora acerca de si hay marcas parecidas, y el seguimiento del trámite en el INTI.

Comentá la nota