Prostíbulos

La Fundación La Alameda, una organización no gubernamental que lucha "por el trabajo digno" y combate "el trabajo esclavo en todas sus formas", destacó la "histórica" aprobación de la ordenanza antiprostíbulos que se sancionó en Santa Rosa.
La entidad lanzó un comunicado con respecto a la clausura de las llamadas "casitas" de Río Gallegos, casas de tolerancia relacionadas con la trata de personas, la reducción a la servidumbre y el narcotráfico.

En ese comunicado Gustavo Vera y Rodolfo Yanzón, presidente y secretario de la Fundación respectivamente, quienes a partir de una investigación denunciaron esta situación ante la Procuración General de la Nación, señalaron como "sana e histórica decisión" la reciente aprobación en el Concejo Deliberante de Santa Rosa por unanimidad de la ordenanza presentada por la concejala Alicia Iribarren donde se prohíbe en todo el ejido municipal de la ciudad el funcionamiento de locales de diversión nocturna tipificados como cabarés y whiskerías, "porque son conscientes que los mismos suelen esconder las prohibidas casas de prostitución".

"Somos conscientes que la batalla recién comienza. Por vez primera un Juzgado Federal advierte que las casitas no son un producto cultural, no son un fenómeno natural, sino actividades que están fuera de la ley. Convocamos a la sociedad civil a comprometerse en colaborar en la causa que lleva adelante el Juzgado Federal en esta pelea por el respeto a los derechos humanos, contra la trata y el tráfico de personas y a extirpar de nuestra patria el aprovechamiento de mujeres en situación de extrema vulnerabilidad para despojarlas de su más elemental dignidad", expresaron desde la Fundación.

Comentá la nota