Prorrogan beneficios impositivos para la regularización de empleos

El Gobierno prorrogó hasta el 31 de diciembre de 2010 el plazo para la regularización impositiva en el marco de la promoción y protección del empleo registrado.
Así se dispuso a través del decreto 2166/09, publicado hoy en el Boletín Oficial, que prorrogó desde el 24 de diciembre de 2009 hasta el último día de este año el plazo determinado en la Ley 26.476.

La Ley 26.476 estableció que, por el término de 24 meses contados a partir del mes de inicio de una nueva relación laboral o de la regularización de una preexistente con ausencia total de registración, los empleadores gozarán por dichas relaciones de una reducción de sus contribuciones vigentes con destino a los distintos subsistemas de la seguridad social.

El beneficio consiste en que durante los primeros 12 meses sólo se ingresará 50 por ciento de las citadas contribuciones y por los segundos 12 meses se pagará 75 por ciento de ellas.

Comentá la nota