Proponen prohibir las apuestas a través de Internet en La Pampa

El diputado Martín Berhongaray elaboró un proyecto a través del cual se prohíben las apuestas on-line (por Internet) en La Pampa. La iniciativa -que no reconoce antecedentes ni a nivel nacional ni provincial, según señaló el propio diputado- viene a legislar sobre "el preocupante vacío legal que existe en la materia", dijo.
En La Pampa las apuestas on-line crecen día a día al amparo de la falta de una ley que regule el juego por Internet. De este modo -interpretó Berhongaray- "se configura una competencia desleal con los lugares de juego tradicionales, beneficiando a sitios o páginas radicadas, en su mayoría, en paraísos fiscales o en otros países".

"Obviamente La Pampa no recauda ni un solo peso por esta actividad altamente nociva que tiene un elevado poder adictivo; los ingresos de muchas familias pampeanas salen de la provincia bajo la forma de apuestas. Es imprescindible que el Estado ejerza un debido control para evitar que se siga produciendo un grave daño contra ciertos valores fundamentales (orden público, salud pública y protección de menores)", interpretó el legislador.

El proyecto intenta poner de relieve la facilidad con la que se apuesta en Internet, y la sencilla forma en que se pueden instrumentar filtros de seguridad para restringir los contenidos de apuestas on-line. Recordó también la situación de la firma "Bwin" y otros sitios de apuestas que funcionan en el país.

La propuesta

El artículo primero del proyecto de ley dispone directamente prohibir en el territorio provincial la instalación, organización o explotación comercial de juegos de azar, deportivos o cualquier otra modalidad realizada mediante la utilización de medios informáticos, Internet, telefónicos o cualquier otro medio de comunicación a distancia.

Establece que los proveedores de redes de comunicación electrónica, telefónica o de Internet no podrán habilitar dentro de la provincia el acceso a sitios o páginas que tomen apuestas, posturas o jugadas de juegos de azar, deportivos o cualquier otra modalidad. Deberán realizar auditorías en forma regular y establecer mecanismos de control que detecten la aparición de nuevos sitios o páginas de apuestas on-line de modo de filtrar los contenidos prohibidos por la presente ley.

La iniciativa prevé la aplicación de fuertes multas, además del decomiso de los fondos, efectos y equipamiento informático expuesto al juego. Allí mismo se dispone la prohibición de instalación y/o funcionamiento de cajeros automáticos expendedores de dinero dentro de las salas de juegos o cualquier otro lugar público de apuestas en un radio de cinco cuadras de los establecimientos.

Forma de captación

En los fundamentos, Berhongaray recuerda que las apuestas on-line son una realidad en todas partes del mundo, con más de 2.000 casinos en línea. Tan sólo en Estados Unidos, la industria del juego on-line mueve un volumen de 85.000 millones de dólares, a pesar de que en dicho país las apuestas por Internet no se encuentran permitidas. En 2006 el floreciente negocio de las apuestas on-line movió en España 413 millones de euros.

El mercado de juegos on-line incorpora un público nuevo a los juegos de apuestas. Constituye un nuevo método de captación de clientes que no reconoce techo, donde el servicio se presta las 24 horas del día los 365 días del año, generando importantes beneficios económicos.

"En nuestra Provincia -dice- las apuestas on-line representan una actividad incipiente, que crece al amparo de la falta de una ley que regule el juego en Internet. La demanda de los jugadores asegura que la industria continuará manteniendo estos niveles de crecimiento".

Hasta marzo de 2008 -apunta- se podía visitar bwin.com.ar, pero el sitio -filial del monstruo de apuestas internacional "BWIN International", con sede en el paraíso fiscal de Ginebra- fue cerrado por la Justicia porteña. Esa empresa incluso quiso instalar una base de operaciones en nuestra provincia, durante el gobierno de Carlos Verna.

Formoapuestas.com.ar opera con un permiso del Instituto de Asistencia Social de Formosa. No obstante, es posible apostar en ese sitio desde La Pampa.

Mientras vcapuestas.com.ar y ar.888.com son investigadas por la Justicia porteña, Bwin Argentina Sociedad Anónima funciona en Argentina con una licencia otorgada por Misiones. Para operar en el país Bwin contaría con el aval del Instituto Provincial de Lotería y Casinos de Misiones (IPLyC). Un fiscal porteño obtuvo la clausura de su página web, sobre la base de una querella promovida por Lotería Nacional, la Asociación del Fútbol Argentino (AFA) y el Sindicato de Trabajadores de Juegos de Azar (ALEARA). Luego de idas y venidas judiciales se determinó que la prohibición regiría sólo en territorio de la Capital Federal.

De conformidad con lo prescripto por la Ley Nacional 25.295, que regula el Prode, Bwin no está autorizada a operar en el país ni a realizar publicidad por ninguna vía.

"En Argentina -dice Berhongaray- el juego es una potestad reservada a las provincias, por lo tanto el poder de policía se encuentra en los estados provinciales, los cuales monopolizan y regularizan el juego de acuerdo a sus propias convicciones, estructuras y mercados".

"Basándonos en la Ley Nacional Nº 25.690, que establece que ’las empresas ISP (Internet Service Provider) tendrán la obligación de ofrecer software de protección que impida el acceso a sitios específicos al momento de ofrecer los servicios de Internet, independientes de las formas de perfeccionamiento de los contratos de los mismos’, pueden aplicarse filtros de seguridad en los proveedores de Internet para restringir en La Pampa las apuestas on-line".

Comentá la nota