Proponen gravar a los sectores más altos y anular la suba de Servicios Urbanos

Buscan dar marcha atrás con el aumento de la tasa que paga la mayoría de los olavarrienses. Y aplicar a las grandes canteras, bancos y financieras, hipermercados y bingo una sobretasa del 50%. Lo harán a través de un "megaplan" que además incluye una coparticipación del 30% del Impuesto a la Piedra a las localidades mineras, ventajas para pymes y elección del delegado municipal.
El Bloque Unión Celeste y Blanco decidió salir al cruce del Ejecutivo por el aumento de tasas y avanzar con lo que definen será un "megaplan" tributario. Proponen dar marcha atrás con la suba de Servicios Urbanos e implementar dos sobretasas: una del 50% en el Impuesto a la Piedra y otra de casi un 50% en Seguridad e Higiene para bancos, entidades financieras, hipermercados y bingo. Además incluyen ventajas para pymes que incorporen empleados, coparticipar a las localidades serranas con el 30% del impuesto por la explotación de canteras y avanzar con la elección del delegado por voto popular y "no con el dedo del Intendente".

La suba de Servicios Urbanos "es una barbaridad" y es necesario "hacer justicia social a través de las tasas. Si se necesita dinero que se le pida a los sectores que más tienen", arrancó diciendo el concejal Sergio Milesi, en el programa "Un Cacho de mañana" de FM 98Pop.

Su par de bancada, Marcelo Urlézaga, iniciaría ayer un pedido de informes en el Municipio en busca de datos sobre los sectores y con la intención de precipitar la presentación de un plan tributario más amplio a partir de la indignación de los contribuyentes.

Por un lado, promoverán la "rebaja y vuelta a cero de Servicios Urbanos" y por otra parte avanzar con "aumentos en los sectores que más ganan, como las grandes cementeras y grandes canteras, con especies de sobretasa como se utilizó para la tucura, que son gastos excepcionales y se votó en general y ahora si lo buscamos no vemos que haya oposición", analizó Milesi.

Los ediles opositores interpretan que será un "buen mecanismo para paliar esta situación si es que el Ejecutivo necesita este dinero y se crea una justicia social"

Pero, al sector minero le suman otro puntal tributario. "Está prevista una sobretasa en Seguridad e Higiene para supermercados, el bingo, bancos y entidades financieras, que son los que más esfuerzos tendrían que hacer y obtendríamos más dinero. Y planteamos reasignaciones sobre lo que va a Rentas Generales", sostuvo el concejal.

Y ubicó entre las prioridades presupuestarias "el tema de inseguridad que tiene que ver con falta de recursos, con índole delictiva plena, más educación y gasto en barrios periféricos. Para eso le pedimos esfuerzo a los grandes", añadió Milesi.

"Tenemos que buscar la cercanía del Estado con el contribuyente, con los servicios", puntualizó. Y repasó la estructura impositiva sobre la que se apoya Olavarría al indicar que surge de la minería con el Impuesto a la Piedra; el campo con la Tasa Vial; el comercio con Seguridad e Higiene y la mayoría de los contribuyentes con Servicios Urbanos.

"La única que se ha tocado es Servicios Urbanos. Proponemos eliminar eso y volver a fojas cero, como en 2008, y a las grandes mineras, que pagan por extracción y han sido fuertemente beneficiadas y ganadoras, les creamos una sobretasa del 50% del Impuesto a la Piedra", argumentó.

Paralelamente incluyen como fuente alternativa de ingresos otra sobretasa con "un incremento menor al 50% de Seguridad e Higiene, que se paga por ingresos, para bancos y financieras, hipermercados y bingo. Sobre eso buscamos la recaudación. Estamos recabando información esta semana y lo presentaríamos quizá el viernes en el HCD" (ver aparte).

Las modificaciones

Con respecto a la suba desmedida de Servicios Urbanos, Milesi planteó que antes la tarifa se definía por "el ABL, alumbrado, barrido y limpieza pero ahora se llama Servicios Urbanos y Suburbanos Generales y queda abierta esa caja".

Asimismo, señaló que en 2008 "Urlézaga adelantó que el valor fiscal sería peligroso (...) respecto de los aumentos que Provincia imponga". Si el Gobierno bonaerense planteara un incremento del Impuesto Inmobiliario "hoy se trasladaría al valor de las tasas pero no se modificarían los mínimos y a los que más le importaría un aumento de la Provincia es a las zonas I y II", detalló Sergio Milesi.

En rigor, "habría que modificar el objeto y los importes" que, desde el HCD "se puede hacer pero lleva más tiempo porque hay que modificar la Ordenanza Fiscal, el hecho imponible; y la Ordenanza Impositiva, que da los importes".

El problema es del monto mínimo. Y según el edil opositor los concejales tendrían 2 herramientas clave: "si aprobamos o no la incorporación de las valuaciones fiscales de la Provincia y si el servicio no aumentó que bajemos el coeficiente. En la práctica lo que aumenta es el valor real de las viviendas pero el porcentaje aplicado sería tan alto que no permite ir al real porque sería un impuesto impresionante" e imposible de pagar.

Comentá la nota