La CGT propone subir aportes patronales y retenciones para subsidiar el desempleo

Las declaraciones públicas intentan minimizar el impacto de la crisis. Pero en privado, adelantaron la idea a Cristina Fernández. Les pidió que lo eleven a Tomada
La CGT elaboró un proyecto para generar un subsidio al desempleo de trabajadores en empresas afectadas por la crisis, que propone financiar con un aumento de dos puntos en los aportes patronales otro punto aportado por los trabajadores en actividad y una suma equivalente a esa recaudación por el Estado, a través de la asignación de recursos obtenidos por las retenciones a los granos o de la recaudación del impuesto a las Ganancias de las empresas.

La iniciativa fue preparada por los equipos técnicos de la CGT y comentada el lunes por la conducción sindical a la presidenta Cristina Fernández durante el encuentro que mantuvieron en la Casa de Gobierno. La jefa de Estado les pidió que la presentación formal la realicen a través del ministro de Trabajo, Carlos Tomada, lo que se concretará esta misma semana.

Aunque en las declaraciones públicas el jefe de la CGT, Hugo Moyano, y el ministro Tomada desmintieron despidos masivos, los relevamientos que realizaron los sindicatos reflejan un fuerte proceso de suspensiones en el primer bimestre que comenzó a derivar en despidos.

Para Tomada no hay una una situación de despidos colectivos aunque admitió 500 procedimientos preventivos de crisis pedido por las empresas.

El temor a que se generalicen la conflictividad social está mensurado en el volumen del fondo que proponen crear: alcanzaría para financiar los salarios de 400.000 desempleados y mejorar la actual prestación.

El beneficio que propone la CGT es equivalente a 60% del salario sin sumas de carácter extraordinarias o 75% del básico de convenio, con un tope de $ 2.000.

El trabajador tendrá que destinar 9% a la obra social para mantener la prestación y participar de un programa obligatorio de reconversión y capacitación para la reinserción laboral.

Las empresas que tomen a un trabajador acogido al régimen tendrán como beneficio por tres meses solo abonar la diferencia entre el fondo de desempleo y el salario que le corresponde. También tendrá que asumir el compromiso de no concretar despidos injustificados por un año

Todos ponen

El fondo que propone crear la CGT sería intangible e integrado por:

n 1% del salario de todos los trabajadores en actividad.

n 2% de contribución patronal.

n 1% de lo recaudado en concepto de derechos de exportación a los cereales (retenciones). O un monto equivalente a la suma de los aportes sobre la masa salarial que integraría el Tesoro Nacional en función de lo recaudado en concepto de Impuesto a las Ganancias de las empresas nacionales y extranjeras.

En la propuesta, la recaudación del fondo estaría en manos de la AFIP y la administración sería tripartita (Gobierno, CGT, empresarios). Los trabajadores adheridos cobrarían el subsidio al desempleo a través de las actuales cajas de ahorro.

Por ahora, la CGT no le puso vigencia al sistema, por lo que la idea sería mantenerlo como régimen permanente para subsidiar el desempleo.

Comentá la nota