Los propietarios de los baldíos pagarán el doble por el CISI.

Amaya dijo que modificarán una ordenanza. El intendente Domingo Amaya anunció que enviará un proyecto al Concejo Deliberante para su tratamiento.
Ya está decidido. Los propietarios de terrenos baldíos de la capital tendrán que pagar el doble de tributos por la condición de abandono de sus inmuebles; tal como ocurre en Yerba Buena.

El intendente, Domingo Amaya, anunció ayer que enviará al Concejo Deliberante un proyecto de ordenanza para duplicar el monto de las Contribuciones que Inciden Sobre los Inmuebles (CISI). Actualmente, cada vecino paga $ 17 mensuales por ese tributo; es decir que la intención es elevar a $ 32 por mes la tasa municipal por los predios abandonados.

“Los dueños de baldíos tienen que pagar el CISI. Estamos trabajando con el Concejo Deliberante y, si Dios quiere, en la próxima sesión se va a sancionar una norma para que aquellos que tengan los baldíos abandonados tengan que pagar el doble que una casa común”, precisó Amaya.

El jefe municipal instruyó a su gabinete para que elaboren el texto del proyecto, que luego será remitido al Concejo Deliberante. Mientras tanto, algunos ediles oficialistas adelantaron su respaldo a la propuesta de la intendencia.

Por más ingresos

Tal como se publicó en la edición de ayer de LA GACETA, la Municipalidad de la capital pierde de recaudar, como mínimo, unos $ 250.000 anuales en concepto de CISI en la franja de los propietarios de terrenos baldíos.

En muchos casos no se sabe ni siquiera quiénes son sus verdaderos dueños -explicó un funcionario municipal-. Por esta razón, la intención es redoblar la apuesta para aumentarles los tributos como una manera de combatir el estado de desidia en esos terrenos.

El municipio elaboró una base de datos en la que figuran alrededor de 1.200 propiedades en esas condiciones de abandono. Luego comenzarán las intimaciones.

Comentá la nota