El PROperonismo perdió una pata PJ

El PROperonismo perdió una pata PJ
El bloque legislativo bonaerense de la Unión-PRO perdió una pata PJ horas antes de debutar. El acuerdo entre los referentes nacionales del armado, el trío Francisco De Narváez, Mauricio Macri y Felipe Solá sufrió un traspié durante el reparto de los cargos parlamentarios. Los diputados felipistas se retiraron del bloque horas antes de la jura.
Pero no todos los legisladores que responden a Solá se fueron del espacio de Unión-PRO. Dos de los seis felipistas, Mónica López y María Elena Torresi –esposa de Osvaldo Mércuri– se quedaron dentro de ese bloque. "Son duhaldistas", acusaron cerca de Solá para explicar la traición de los dos que se quedaron en Unión-PRO. Cerca de De Narváez, quien ayer estuvo en la jura de los nuevos diputados, la decisión de las dos ex felipistas responde a que "el Colorado tiene más futuro que Felipe".

A pesar de las bajas, el bloque quedó con 15 legisladores sobre 60. Unión-PRO se consagró, entonces, como la segunda minoría parlamentaria y accedió a la vicepresidencia primera de la Cámara. El elegido para el cargo, después de duras negociaciones entre macristas y narvaecistas, fue Jorge Macri, quien ayer juró en La Plata. Para Macri, la ida de los felipistas Ismael Passaglia, Mario Cura, Marcelo Di Pascuale y Juan Carlos Piriz "fue una decisión que trataremos de revertir para que vuelvan a consolidar este espacio". Para el flamante jefe de bloque, el narvaecista Ramiro Gutiérrez, "la ruptura fue algo que nos superó y no se pudo salvar".

Comentá la nota