Los profesionales de la salud decidieron un paro de actividades en los hospitales

Los médicos nucleados en la Cicop decidieron adherirse al paro nacional de hospitales para el 7 de abril. En Tandil, garantizarán la atención de los pacientes internados y de las guardias del Hospital Ramón Santamarina y de Niños. Mientras tanto, esperan alguna respuesta del Ejecutivo que permita levantar la medida.
Luego de no aceptar la oferta del Gobierno municipal, los médicos de la salud pública decidieron, en asamblea, adherirse al paro nacional de hospitales el próximo martes 7, con lo cual no habrá actividades en el Hospital Municipal "Ramón Santamarina" ni en el Hospital de Niños "Doctor Debilio Blanco Villegas", aunque garantizaron la atención de los pacientes internados y de las guardias en ambos centros de salud.

Tal como se esperaba, los profesionales de la salud nucleados en Cicop manifestaron su desacuerdo ante la oferta de aumento salarial presentada días atrás por el Ejecutivo comunal, votando en asamblea, unánimemente, la adhesión en forma total al paro de actividades para el martes venidero en los centros públicos de salud de Tandil.

Mientras tanto, y con la medida de fuerza decidida, los médicos esperan "ver qué hace el Gobierno" comunal que, en la última reunión de paritaria, ofertó una suma fija que asciende a los 100 pesos más 50 pesos en concepto de presentismo, para el aumento salarial de los trabajadores del sector.

Desde la Cicop, el presidente del gremio, el doctor Pablo Díaz Cisneros, pidió "disculpas" a la gente por la medida, pero también "comprensión".

Paro por

24 horas

En diálogo con este Diario, Díaz Cisneros explicó que el miércoles "tuvimos una asamblea extraordinaria para explicarle a los profesionales cuál era la propuesta que había habido por parte del Gobierno", y agregó que "ya habíamos adelantado que seguro esta propuesta iba a ser rechazada por el resto de los profesionales, lo cual ocurrió así".

Ante este contexto, y dado que el martes 7 de abril hay una convocatoria a un paro de hospitales en el orden nacional, provincial y municipal, "la asamblea decidió, por unanimidad, adherir en forma total al cese de actividades en todo el ámbito de la salud publica de Tandil. Esto es así en tanto y en cuanto no haya una contrapropuesta mejor que puede llegar a ser aceptada por los trabajadores".

En principio, la medida sería por 24 horas y afectaría a "todos" los nosocomios locales, mientras que los profesionales permanecerían en "estado de alerta y movilización permanente, esperando alguna respuesta".

En el marco de la medida de fuerza, la decisión es que "no haya atención en los centros de salud como así tampoco en los consultorios externos y cirugías programadas, tanto en el Hospital Ramón Santamarina como en el (Debilio) Blanco Villegas. Estaría garantizado todo lo que tiene que ver con la atención de los pacientes internados y de los pacientes que consulten por una urgencia", manifestó Díaz Cisneros.

En ese caso, "la población que consulte, si es que no se levantara la medida por si se llega a algún acuerdo, vaya directamente a la guardia del Hospital Ramón Santamarina y a la del Blanco Villegas".

Disculpas y

comprensión

Consultado sobre la medida adoptada por los profesionales médicos, el presidente de la Cicop argumentó que "el tema es que nosotros estamos esperando alguna respuesta dado que, en general, no realizamos medida de fuerza, no adherimos a los paros provinciales y otros. Acá los profesionales realmente siempre tratan de, en lo posible, seguir trabajando. Los docentes están de paro desde hace años y nadie dice nada y resulta que todos los gremios están con paros y reclamos a todo nivel. Y a nosotros se nos critica por una vez que, después de mucho luchar y de mucho pedir, hacemos un paro".

Entonces "le pedimos a la gente, por un lado, disculpas por tener que llegar a esta medida y, por otro lado, comprensión para que vean que, en Tandil, nosotros siempre priorizamos a la gente. Pero hay un momento en que no se puede hacer otra cosa", concluyó el doctor.*

Comentá la nota