Productores de Saladillo paran a camiones de cereales y hacienda

Ayer por la mañana comenzó el paro agropecuario dispuesto en principio hasta el martes próximo. En Saladillo hubo un grupo de productores desde la mañana. No circularon muchos camiones.
El primer día del paro agropecuario dispuesto por la Mesa de Enlace, que agrupa a las cuatro entidades ruralistas, se vivió en Saladillo en principio con lluvia y luego con tranquilidad.

Un grupo de productores autoconvocados apostados a la vera de la ruta 205 en su intersección con la ruta 51 pararon durante el día de ayer a camiones que transportaran cereales y hacienda gorda para faena, aunque el número que circuló por dicha ruta fue reducido. Casi no hubo presencia de camiones con cereal y se pudo observar a algunas jaulas con hacienda de invernada de remates que se realizaron.

Los productores piden a todos los camiones que se detengan en señal de acompañamiento por 15 o 20 minutos, dejándolos luego continuar su marcha. Para poder organizarse mejor y no perder la presencia en la ruta, los productores tienen la idea de dividirse en grupos.

José Benito Bustingorri, ex presidente de la Sociedad Rural local, indicó que si la situación no varía la medida podría incrementar su fuerza, con más "virulencia".

Si bien los ruralistas se mostraron tranquilos en esta vuelta al paro, la sensación de incertidumbre y nerviosismo por lo que vendrá en el futuro y lo que le depara al sector se hizo evidente.

Los productores que se encontraban por la mañana en la ruta se alertaron con el paso de camiones jaulas con hacienda, que circularían sin las guías reglamentarias, por lo cual dieron aviso a la patrulla rural de la Seccional Policial local. Aparentemente, los animales provendrían de un feed lot que está ubicado en la ruta provincial 51 entre Saladillo y General Alvear, donde a primeras horas de la mañana se vieron estacionados varios camiones.

Saladillo no es el único punto de manifestación del campo, sino que en otras localidades de la zona los ruralistas han salido a realizar su protesta, aunque aún la presencia es menor.

Comentá la nota