Productores piden $ 0,60 y el Gobierno intentará convencer a industriales

El subsidio propuesto de $ 0,10 por kilo no alcanza, por lo que en el Este volverán hoy a cortar rutas. Sigue la negociación.
Hasta ahora los industriales declararon que no están dispuestos a pagar más de $ 0,30 por el kilo de damasco frente a las pretensiones de los productores de cobrar no menos de $ 0,60. Y frente a este desencuentro, el gobierno provincial anunció que dialoga con las pulperas para consensuar un precio más alto, mientras los productores saldrían a cortar nuevamente las rutas no ya solo en el Este sino también en el Sur de Mendoza.

Los pequeños y medianos productores locales se quejan por el bajo precio que las pulperas les ofrecen por su damasco, ya que argumentan que ni siquiera les alcanza para cubrir los costos. Al respecto, Daniel Quistapace, productor local devenido en vocero de la protesta, indicó que "reclamamos un precio no inferior a los $ 0,60 por kilo de damasco".

En la campaña 2007/8 el precio del kilo de damasco alcanzó los $ 0,68 (cuando en la temporada 2006/7 se pagó a $ 0,38) favorecida por las heladas tardías que retrajeron la oferta, lo que finalmente impactó con mayores precios. Situación que en la actualidad no ocurre,ya que se estima para esta cosecha una producción total de 15 millones de kilos sólo de damascos.

A pesar de los reclamos de los productores, "las industrias no pagarán más de $ 0,30 el kilo de damasco", declararon desde la Cámara de la Fruta Industrializada de Mendoza (Cafim), complicando aun más el panorama.

A pesar de que el martes a la tarde el gobierno provincial le ofreció a los productores $ 0,10 de subsidio por cada kilo de damasco, a los productores no les cerró la cuenta y van por $ 0,60.

Por este motivo es que 200 productores de Santa Rosa, Junín, San Martín, y Rivadavia se reunieron ayer en asamblea para organizar los nuevos cortes de rutas, que, según indicaron, arrancarán a partir de hoy.

Quistapace destacó que "el corte esta vez será más organizado" y exigen hablar con el gobernador, Celso Jaque, ya que el ministro de Producción, Guillermo Migliozzi, "no se preocupó demasiado por el tema", afirmó el productor.

Frente al inconformismo de los productores, Pablo Gómez Riera, subsecretario de Programación Agroalimentaria del Ministerio de la Producción, dijo que "la crisis le afectará a todos, no sólo a los productores", e indicó que se están llevando a cabo conversaciones puntuales con algunas fábricas, como Molto y Fénix, para consensuar mejores precios para el damasco.

Sin embargo, el funcionario resaltó que será difícil que los industriales ofrezcan un precio mucho mayor porque no hay demanda de pulpas ni interna ni externa.

Igual para hoy está programada una reunión con todo el sector de la fruta y el gobierno provincial, para avanzar en la problemática que atraviesa la cadena productiva a raíz de la crisis mundial, informaron desde la Cafim.

Operatoria en marcha

La propuesta del gobierno para subsidiar a los productores de damasco con $ 0,10 por sobre el precio de venta del kilo para industria se ejecutará mediante un convenio ya firmado con la Secretaria de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentos de la Nación ( Sagpya), que será quien envíe los $ 1,5 millón que necesita para esto Mendoza.

Así, según explicó Gómez Riera, el subsidio se entregará al productor cuando presente la factura legal de la venta hecha a las jugueras. El garante de todo este proceso será el Fondo para la Transformación y Crecimiento (FTyC) encargado de instrumentar la operatoria.

A pesar de la urgencias en los tiempos, "aún no están definidas las fechas y los plazos de cuando estará vigente la compensación" explicó el funcionario.

En cuanto al resto (durazno, ciruela, cereza), por la mala situación del sector frutícola en general, Gómez Riera explicó que "para el resto de las frutas el mecanismo de compensación será similar al del damasco", pero no dio más detalles al respecto.

Comentá la nota