Productores del Chaco salteño piden ayuda por la sequía

La mortandad de unos 200 vacunos más las pérdidas de ganado menor como consecuencia de la falta de lluvias, aflige a los pequeños productores rurales del Chaco salteño que anteayer se reunieron en Santa Victoria Este para analizar los pasos a seguir en procura de obtener una ayuda del gobierno provincial.
Así lo informaron Claro Rojas, Javier Salvatierra y Arturo Barrozo, este último delegado de la Organización de Familias Criollas (OFC). "Están muriendo muchos animales, muchos animales están muy flacos. El tema es el agua, la alimentación, se acabó el pasto", sostuvo Rojas en comunicación telefónica con Nuevo Diario. En la reunión de la antevíspera los productores repasaron la situación, que afecta a unas 500 familias de la jurisdicción de Santa Victoria Este, y empezaron a analizar las acciones a llevar a cabo con el fin de conseguir asistencia gubernamental. Rojas recordó que no llueve desde hace al menos tres meses y que si bien hasta ahora venían manteniendo los animales con la compra de alfa, lleagaron a un punto en que no tienen fondos para adquirir el forraje debido a que no pueden vender los animales, porque están muy flacos. Barrozo explicó que la venta de vacunos ya venía resentida aún antes de la sequía debido a que no pueden mejorar la calidad de los animales. La gran mayoría cría criollos y solo unos pocos han comenzado a cruzarlos con Brahman, Bradford o Brangus. Además, "la gente se ve imposibilitada de hacer pasturas por el tema de las tierras, porque no son titulares y no se pueden hacer alambrados, hacer un piquete", agregó. Es que estos campesinos están ubicados en los lotes fiscales 55 y 14, cuya titularidad aún no está definida. Barrozo sostuvo que la sequía está afectando a todo el Chaco salteño: contó que tienen noticia de que en la Banda Sur del departamento Rivadavia la situación "es peor" aún. Asimismo, recordó que hace unos dos meses un veterinario y un ingeniero agrónomo de la provincia relevaron la situación de los productores de la zona; sin embargo, hasta ahora no recibieron ayuda. Rojas dijo que volverán a reunirse en estos días para terminar de formar una comisión que realizará gestiones ante el Poder Ejecutivo Provincial. "Yo tengo 35 años y no conozco ninguna ayuda del Gobierno, nunca nos han ayudado en nada", se quejó. "No tenemos proyectos, no tenemos el título de las tierras. Veterinario no conocemos aquí. Yo vivo en la frontera con Bolivia, y ahí tienen tres veterinarios a disposición, pagados por el gobierno, para que hagan el control de los animales", comparó. El productor destacó asimismo que en Santa Victoria ni siquiera cuentan con un matadero, y la única báscula, es privada. "Lo que esperamos es que nos den una solución y que esa solución no sea solamente para cinco o seis días", concluyó. Barrozo añadió que en la reunión de anteayer se analizó la posibilidad de hacer una medida de fuerza para impedir la realización del festival Trichaco, si no reciben respuestas.

Comentá la nota