La producción energética cayó 4,3 % en marzo

La producción de gas, petróleo y electricidad cayó 4,3 % en marzo pasado en comparación con igual mes del año anterior, como consecuencia de la desaceleración de la actividad económica.
Según el Indicador Sintético de Energía (ISE) difundido por el INDEC, en el primer trimestre del año, la producción de energías cayó 6,1 % en relación con los primeros tres meses del año anterior.

En marzo respecto de febrero último, el ISE mostró una mejora del 0,2 %, aunque claro está por la mayor actividad que se comienza a dar en el tercer mes del año.

El primer trimestre de este año también tuvo una producción más baja que el último del año anterior, ya que cayó 1,6 %.

Comparando marzo contra igual mes del año anterior, sólo la producción de energía eléctrica mostró una leve recuperación del 2,1 %, al pasar de 9,1 millones de megawatios hora, 9,3 de generación.

En cambio, el gas entregado por las distribuidoras bajó de 2.453,5 millones de metros cúbicos en marzo del año pasado a 2.280, en igual mes de este año, que significa una baja del 7 %.

También evidenció un descenso la producción total de naftas, que en marzo del 2008 era de 513,5 mil metros cúbicos de producción a 506 mil en marzo de este año, con una baja del 1,4 %.

La baja en la actividad económica provocó menos generación eléctrica que originó una baja en la demanda de gas oil y fuel oil para las centrales eléctricas.

La demanda neta de gas oil para las centrales bajó un 4,4 %, al caer de 1.064 mil metros cúbicos a 1.021 mil metros cúbicos.

En el caso del fuel-oil, la baja es más pronunciada ya que la retracción llega al 38,2 %, al pasar de 515,3 mil metros cúbicos a 318,0 mil metros cúbicos, entre marzo del año pasado e igual mes de este año.

Según la encuesta de Situación y Expectativas de las empresas del sector energético solo el 20 % estimó que aumentarán sus exportaciones de petróleo y gas.

El 50 % de las firmas pertenecientes al sector petrolero tiene previsto en el segundo trimestre realizar inversiones productivas, mientras que el 30 por ciento ejecutará las que tiene previstas y el 20 por ciento restante no las realizará.

Comentá la nota