La Procuración dejaría al blanqueo fuera del alcance de la Ley Cambiaria

La repatriación de capitales no avanza por el peligro de sanciones cambiarias, por lo que la Procuración del Tesoro determinará los alcances de la ley penal específica
La Procuración del Tesoro de la Nación se expedirá sobre los alcances de la Ley Penal Cambiaria con el objetivo de especificar la forma de repatriar capitales en el marco del blanqueo, sin sufrir sanciones, anticipó ayer el titular de la AFIP, Ricardo Echegaray.

Es que, si bien no brindó mayores detalles del grado de adhesión obtenido hasta el momento, Echegaray reconoció que "el mayor nivel de exteriorización se está presentando en función del dinero que se tiene en la Argentina", en lugar de lograrse la repatriación de capitales.

"Se va expedir la Procuración (del Tesoro de la Nación) para que quede claro si el perdón fiscal es tan amplio como pensamos y así poner blanco sobre negro", señaló Echegaray durante un seminario que abordó la problemática del Lavado de Dinero.

En su momento, el Banco Central había dejado trascender que no emitiría ninguna resolución para acotar los alcances de la Ley Penal Cambiaria a los fondos que se hubieran ido del país sin someterse a las normas al respecto, e incluso, sus funcionarios indicaron que "ni la Presidenta con un decreto puede modificar una ley penal, porque está reservado al Congreso".

Ahora Echegaray remarcó que la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) "ha pedido una consulta sobre el régimen penal cambiario a la Procuración y seguramente en los próximos días se estará expidiendo al respecto".

Por otro lado, Echegaray admitió que "muchos asesores fiscales están planteando la necesidad de buscar algún argumento frente al expreso pedido de algunos contribuyentes que quieren decir el origen de los fondos".

"Si lo quieren hacer, estamos estudiando un camino para permitirles que lo hagan, aunque seguramente nos expediremos en cuanto a la razonabilidad económica y en el caso de detectar que ese dinero proviene de un ilícito la tomaremos como una operación sospechosa", señaló el titular de la AFIP.

Por otro lado, Echegaray apeló a la ironía para resaltar que "muchos argentinos creyeron en la economía electrónica y han venido a la AFIP a exteriorizar, pagando un 8%, la omisión de no habernos informado sus inversiones en los fondos de Bernard Madoff".

"Bajo ningún concepto estamos buscando un amparo para el dinero proveniente del narcoterrorismo, nadie pretende que acá venga un sicario a exteriorizar el dinero de un ilícito", enfatizó el funcionario.

De todas maneras, recordó que el "perdón fiscal es amplio e incluso contempla que pueda blanquearse dinero depositado en entidades extranjeras que no pertenezcan a la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE)".

"El enfoque es que el origen del dinero debe cumplimentar tanto las normas como las recomendaciones internacionales", indicó.

En cuanto a eventuales blanqueos de fondos depositados en bancos uruguayos, señaló que "mientras esas instituciones bancarias estén supervisadas por el Banco Central no hay ningún inconveniente".

Antes de la reglamentación, parecía que la Ley de Blanqueo había dejado afuera a los fondos provenientes de paraísos fiscales. Pero el reglamento definió que se pueden traer capitales de todos los países cuyos bancos tienen control de una autoridad central y que aplican políticas contra el lavado de dinero proveniente del narcotráfico y del terrorismo. Esto deja afuera a Irán y algún país más.

"Estamos viviendo una crisis internacional excepcional pero este Gobierno, más que preocupado, está ocupado en llevar adelante políticas activas", concluyó el titular de la AFIP.

Comentá la nota