Procesan al intendente de El Bolsón

Procesan al intendente de El Bolsón
El polémico Oscar Romera sumó una nueva causa en su contra por presunta estafa. Las pruebas.
Como si se tratara de un concurso para acumular denuncias, el intendente de El Bolsón, Oscar Romera, sumó una nueva en su contra. El funcionario fue procesado por el juez de Instrucción Nº2 Martín Lozada por presunto autor del delito de estafa al vender a una vecina un lote cuyo titular era el Instituto Provincial de Promoción de la Vivienda (IPPV).

Romera ya tuvo varios problemas este año. En abril fue procesado por usar la violencia para echar artesanos, fue sospechado de hacer negocios con el aeródromo de la localidad y en julio atacó a un notero de CQC. Ahora deberá defenderse en la Justicia por esta nueva denuncia.

Historia. El cuatro de mayo del 2007, Romera y Silvia Mabel Ortega firmaron un boleto de compra-venta de un lote de 450 m2 por 20 mil pesos. Pero el terreno que le vendió no es de él, ni tiene las facultades para venderlo, sino que pertenece al IPPV.

Según informó la agencia de noticias ADN, el juez consideró que Romera " abusó de la confianza que por su calidad de intendente despertó en la denunciante, quien no dudó a la hora de celebrar la compra-venta".

Agregó que el intendente "actuó con conocimiento e intención" debido a que poseía el dato puntual y preciso en torno a la propiedad del predio en cuestión. Lozada remarcó que el propio Romera lo reconoció en la indagatoria.

Según declaró el Intendente a la agencia, la venta del lote se debió a que "quiso ayudar a la mujer". Perfil.com intentó comunicarse en reiteradas veces con Romera pero nunca estuvo disponible ni devolvió los llamados.

Ni existe. El dinero en cuotas de 150 pesos que fue abonando Ortega para adjudicarse el lote no se sabe a dónde fue. La noticia de que el terreno pertenecía al IPPV la recibió el dos de marzo de 2009, cuando desde la Dirección General de Catastro le informaron que "la parcela, con una superficie de 450,00 m2, no existe". En cambio, "existe una parcela de 670,50 m2 a nombre del instituto de Planificación y Promoción de la Vivienda".

¿Amenazas?. En diálogo con Perfil.com, la denunciante aseguró que luego de el procesamiento judicial, la secretaria del intendente, Beatriz Álvarez, la amenazó. "Quiso de todas maneras llevarme a hablar con Romera. Me comentó "'ah pero tu hijo trabaja en La Anónima (supermercado), ¿como entró?. Vos sabias que a mi hijo en la salida del boliche le rompieron la cara'. Fue una clara intimidación", explicó Ortega, quien añadió que "luego apareció dos veces en mi domicilio particular y habló con mi otro hijo que tiene 8 años".

Sin embargo, Álvarez desestimó que la haya amenazado. Ante este portal, explicó que se encontraron en un centro de salud donde ella fue por problemas de presión: "Charlamos del tema, pero nada especial. Ella me comentó que teniaintención de verlo al Intendente". Admitió que pasó por la casa y que habló son su hijo, pero "sólo saludé al chiquito".

"Lo de mi hijo agredido se lo comenté porque a raíz de eso empecé a tener estos problemas de salud", añadió antes de finalizar la conversación.

El abogado, de Ortega, Raúl Prytula, habló con este portal y explicó que presentaron la denuncia penal luego de mandar carta documento: "La negaban diciendo que habían rescindido el contrato por falta de pago, algo falso".

Comentá la nota