Procesamientos y embargos por un millón de pesos en la Causa Arrebola.

El Juez Javier de Gamma Soler decretó el procesamiento de Ana Maria Danna (conocida como Mariella D´Anna) y Horacio Medone por considerarlos "prima facie" coautores materialmente responsables por la comisión del delito de peculado, disponiendo además un embargo de $ 500.000 a cada uno de ellos.
RIO GRANDE.- Se decretó el procesamiento de Ana María Danna (conocida como Mariella D´Anna) y Horacio Medone por considerarlos "prima facie" coautores materialmente responsables por la comisión del delito de peculado, disponiendo además un embargo de $ 500.000 a cada uno de ellos.

La causa fue iniciada el 22 de Enero del 2008 por los Legisladores del Bloque del ARI, para que se investiguen los pagos realizados en Letras de Tesorería al empresario riograndense Fernando Ariel Arrébola en el último día de la gestión de Hugo Cóccaro.

Según surge del informe realizado por la Auditoría General de la Nación, el viernes 14 de Diciembre de 2007 la última orden de pago de compras mayores realizada fue a nombre de Arrebola. En sus declaraciones Arrebola mencionó haber "prestado" su talonario de facturas al entonces Ministro de Obras Públicas Horacio Sosa, quien a su vez se encontraba a cargo de la cartera de Economía.

La gestión de Hugo Cóccaro emitió letras por $ 1.726.620 a nombre de Fernando Arrebola, pero según las declaraciones de Arrebola, el solo retiró $ 200.000. El resto de las Letras fueron endosadas y entregadas a funcionarios y luego presentadas al cobro por diferentes empresarios, que habrían adquirido las mismas "a modo de inversión" a diferentes proveedores de obras públicas de la gestión Cóccaro.

El Secretario de Gobierno Rubén Bahntje manifestó su "satisfacción por el avance en la causa". "Estamos convencidos que el caso Arrebola no es un hecho aislado, sino que es una muestra del grado de impunidad con el que se realizaban negocios ilegales en el Estado. Esta causa muestra la complicidad de funcionarios de la administración pública, y de empresarios que facilitaban estas maniobras delictivas También la facilidad con que se realizaban pagos sin pasar por los controles del Tribunal de Cuentas."

"La Ley autotizaba a emitir hasta 70 millones de pesos en letras, aún así se emitieron casi 76 millones de pesos de las cuales menos de la mitad fueron intervenidas por el Tribunal de Cuentas de la Provincia, demostrando la forma con que se trabajaba en esa gestión."

"El negocio era redondo, compraban las letras a un valor muy bajo, y luego las cobraban en forma anticipada en el Banco de la Provincia con un descuento muy inferior al realizado cuando las compraron, en unas pocas horas podían tener ganancias del orden del 50%."

A su entender, "resulta llamativa la forma en que diversas empresas (incluso grupos inversores de Buenos Aires) contaban en su poder con letras de diferentes proveedores. A uno le cuesta comprender de que forma se ponían en contacto con estos tenedores de letras. Evidentemente alguien hacía de nexo entre estas personas."

Para finalizar el funcionario expresó "no tenemos dudas de que este tipo de denuncias molestan y mucho a quienes estaban acostumbrados a enriquecerse a costa de un estado corrupto. Las reglas de juego cambiaron, y no todos las comparten, y entonces uno comienza a comprender el porque de algunos conflictos.

Comentá la nota