El problema del gasto corriente

El diputado provincial PJ Marcelo Gastaldi denunció ayer que en varios rubros del presupuesto provincial ha habido un crecimiento de las erogaciones no fundamentado. "Hay una diferencia muy importante de $ 115 millones de pesos en dos rubros claramente vinculados a lo que se conoce como gasto corriente" indicó el legislador.
"En la cuenta de pago de honorarios a terceros, es decir profesionales que no pertenecen a la administración pública, hay una diferencia de más de 40 millones de pesos entre lo que se gastó en 2008 en comparación con 2007, mientras que hay otra, que reúne gastos por homenajes con el pago de convenios con universidades por pasantías, entre otras cuestiones, en la que la diferencia es de más 70 millones". De igual modo lamentó la "falta de control legislativo sobre cerca de 70 observaciones formuladas por el Tribunal de Cuentas". La idea del sector obeidista donde se enrola el diputado es justamente, plantearle estas cuestiones al ministro de Hacienda Angel Sciara, quien irá hoy a la Legislatura provincial.

Gastaldi reclamó ayer al gobierno provincial que "explique cómo ejecuta los recursos del presupuesto" como paso previo a la aprobación del proyecto del Ejecutivo para este año, que incluye una reforma tributaria con significativos aumentos impositivos.

Según Gastaldi "el informe comparativo obtenido muestra que la provincia gastó 43.465.424 de pesos más en 2008 en honorarios para peritos profesionales universitarios, especialistas, o técnicos sin relación de dependencia, y los servicios de consultoría y asesoría prestados por terceros relacionados con estudios, investigaciones, análisis, auditorías, sistemas computarizados, entre otros puntos, prestados por instituciones del tipo consultoras, fundaciones, empresas, e incluye los contratos de locación de obra prestados a título personal que no obligan a pagos con periodicidad mensual".

En tanto, en el rubro "Otros servicios", el análisis -segun el mismo legislador- arroja un incremento de 71.678.121 de pesos. "Es necesario destacar que aquí se contemplan los gastos en servicios no personales no especificados en las partidas anteriores, tales como: servicios de ceremonial -tales como recepciones, homenajes, agasajos, similares gastos reservados, protocolares y servicios varios. También incluye gastos originados por convenios con universidades por pasantías que estudiantes y graduados cumplen en las jurisdicciones y entidades y que en razón de ello no suponen la contratación de servicios de carácter personal", indicó.

Finalmente Gastaldi opinó que "el problema es que en la Legislatura no funciona la comisión que debe revisar las observaciones del Tribunal de Cuentas, que según él hizo cerca de 70 objeciones pendientes de revisión legislativa".

Comentá la nota