Las prioridades son los costos y el financiamiento

Las prioridades son los costos y el financiamiento
La llegada de Mercau a Producción fue bien recibida, aunque con una cargada agenda de pedidos y reclamos.

Con beneplácito y reclamos tempranos tomaron los distintos sectores económicos el recambio en el Ministerio de la Producción y a su flamante conductor, Raúl Mercau. La mayoría de los consultados coincidió en que el reemplazo se veía venir.

Y aunque las críticas a la gestión de su predecesor, Guillermo Migliozzi, intentaron ser moderadas, hubo sentencias inapelables: "el ministerio estaba virtualmente paralizado desde hace seis meses", fue una de las más duras.

En cuanto al perfil técnico de Mercau, hubo acuerdo en destacar el conocimiento y trayectoria del economista, no exento de consideraciones sobre conocimiento parcial de ciertas actividades económicas, a excepción de la vitivinicultura.

Los Andes captó la opinión de varios referentes sectoriales acerca de las prioridades a plantear en la agenda ministerial

Vitivinicultura

"Tenemos grandes expectativas, porque se trata de un economista reconocido que maneja los temas del sector", subrayó Juan Carlos Pina, gerente de Bodegas de Argentina.

Desde la vitivinicultura insistirán en rever el incremento constante de costos de producción y la imposibilidad de trasladarlo a los precios. Pero por sobre todo, en la forma de desactivar el "combo" del desfinanciamiento: ante la escasez de crédito barato para capital de trabajo reclaman una solución urgente a la liquidación atrasada de reintegros a exportaciones e IVA.

"Es la principal prioridad, teniendo en cuenta que durante todo el año el productor pone plata y encima se cobra a 180 días. Seguiremos a muerte este tema y dependerá de la gestión del ministro ante la Nación", acotó Pina.

Frutihorticultura

En la actividad primaria domina una visión más crítica. Para Juan Chiapinotto, director de Asocam (empacadores y exportadores de ajo), "el panorama está condicionado por los medios económicos, porque para concretar políticas no debe haber sólo nuevas personas que ocupen los cargos".

Previo a consignar que la merma de la recaudación provincial "no presagian buenos tiempos", el dirigente empresario relativizó el fracaso de Migliozzi. "Puede que no haya contado con esos recursos, y su reemplazante, al margen de conocimientos, eficiencia y buenos propósitos, si tampoco los tiene correrá igual suerte. Me temo que sea así por cuanto el propio Gobernador manifestó públicamente que vienen días duros".

Mientras desde Cafim (Cámara de la Fruta Industrializada de Mendoza) no hubo declaraciones en torno al nuevo ciclo que se abre, Raúl Aruani, presidente de la Asociación de Productores de Fruta Fresca, evaluó la asunción de Mercau como "una buena opción. Entiendo que es un buen técnico y, aunque aparte de lo vitivinícola quizá no conozca tanto al resto, tiene capacidad para captar la problemática sectorial. Deberá rodearse de un buen equipo".

Tras elogiar en tal sentido la labor Pablo Gómez Riera, subsecretario de Agricultura, Aruani defendió los programas en ejecución frente a un eventual recorte de fondos. "Biológica y financieramente será un año complicado para el sector privado. Disponer de menos fondos para combatir la mosca de la fruta significaría retroceder años de trabajo, algo grave desde la pérdida de estatus fitosanitario como en 1995", dijo.

Dentro de un planteo sectorial, el dirigente incluyó las restricciones paraarancelarias que sufre la fruta mendocina en el exterior como ítem a gestionar junto a la reducción de derechos de importación que provoca pérdida de competitividad. Y mejorar el acceso a créditos del Fondo para la Transformación y Crecimiento (FTyC).

"El recambio llega a destiempo. Hubo sordera oficial desde hace 6 meses y el tiempo no vamos a recuperarlo", dijo Aruani.

Comercio

Desde el sector comercial el panorama no difiere demasiado. Para Adolfo Brennan, de la Cecitys (Cámara de Empresas del Centro), "el ministerio y sus institutos estaba paralizado desde hace varios meses".

"Es un profesional preparado para el cargo. Sus informes de coyuntura han sido independientes, y aún siendo funcionario mantuvo su posición crítica en algunos aspectos. Y si bien favorece el diálogo, esperemos que la estructura le permita actuar", resumió el empresario sobre Mercau, de quien valora su participación al frente de un trabajo interministerial para lograr la ley de Promoción y Sostenimiento del Empleo.

Al respecto, y también en cuanto al financiamiento, reclamó de antemano que se considere al comercio. "Con crisis y pandemia (Gripe A) mediante ahora se necesita crédito accesible a gritos. Hasta ahora el FTyC prioriza a la producción de valor agregado pero no a los servicios, salvo para equipamiento. Lo más necesario es la falta capacidad para renovar stocks y pagar impuestos", advirtió.

En un mensaje al nuevo ministro, pidió por la formalización del empleo y que "se considere" al comercio. "Si hace falta una ley, que se elabore; es la actividad con mayor número de puestos de trabajo y va hacia un gran desfinanciamiento poscrisis".

Construcción y consumo

Por su parte, Jorge Panella, de la Cámara de la Construcción, elogioso de los pergaminos de Mercau, habló de beneficios colaterales esperados pero también apuntó al crédito. "Todo cambio genera expectativas. Nuestro sector recibe los beneficios en la medida en que se reactive la economía, mediante el crédito hipotecario, para el agro, la industria y el comercio", señaló.

En tanto, para Susana Yelich, de Prodelco, el nuevo funcionario debería mejorar las condiciones de consumo "priorizando a la producción mendocina para que tengamos mejores precios en frutas, alimentos y bebidas, más allá del beneficio de exportar", y pidió además que "se ajusten los controles. Aunque no alcancen los oficiales, las ONGs también podemos colaborar".

Comentá la nota