Los primeros resultados de los comicios norteamericanos podrían conocerse antes de la medianoche

Ya votó Obama en Chicago; McCain sufragará en Arizona; se espera una participación récord; el demócrata es el favorito en las encuestas

La crucial elección que definirá si Barack Obama o John McCain llegarán a la presidencia de los Estados Unidos ya está en marcha y el cierre de la histórica jornada será en forma escalonada.

Los colegios electorales que primero empiecen a contabilizar los votos serán los de la Costa Este del país y terminarán en el lejano Hawai, en un país con más de 300 millones de habitantes y seis husos horarios distintos.

A diferencia de las elecciones presidenciales del 2000, cuando la intriga duró 36 días, y las del 2004, cuando los resultados no se hicieron oficiales hasta la mañana del día siguiente, los observadores señalan que esta vez el nombre del próximo presidente de EE.UU. podría conocerse antes de la medianoche.

Votó Obama. El candidato demócrata ya votó en un colegio de Chicago, la ciudad donde aguardará esta noche el resultado de las elecciones estadounidenses.

Concurrió a emitir el sufragio acompañado de su esposa, Michelle, y sus dos pequeñas hijas.

Lentamente, se van sumando más estados en los que se puede votar.

La localidad de Dixville Notch, en New Hampshire, fue la primera en votar, hoy poco después de medianoche local (05.00 GMT), y sus 21 electores acudieron las urnas, con un saldo de 15 votos para Obama y seis para McCain.

Las siguientes mesas de votación abrieron a las 10.45 GMT en Massachusetts y poco después lo hicieron en Maine, el resto de Nuevo Hampshire, Rhode Island, Nueva York, Connecticut, Nueva Jersey, Delaware, Pennsylvania y Vermont.

A las 11.30 GMT abrieron los centros en Ohio, West Virginia y Carolina del Norte en una jornada con temperaturas de alrededor de 10 grados y lluvias desde Carolina del Sur a Connecticut.

Todos los pronósticos ubican a Obama como ganador, en unos comicios en lo que se prevé asistencia récord.

Los pronósticos. Obama aparece primero en todas las encuestas nacionales y en los estados clave, lo que lo deja a un paso de convertirse en el primer presidente negro de este país, 45 años después del movimiento social y civil que llevó a Martin Luther King y a más de un millón de peregrinos hasta esta capital para esbozar su "sueño" de igualdad entre todos los norteamericanos.

El candidato demócrata aventaja a McCain por entre 5 y 13 puntos, según Gallup, Rasmussen, Zogby, Pew y otras encuestadoras, que también lo colocan al frente en Florida, Ohio, Virginia, Colorado, Nevada y Pensilvania, estados que podrían ser decisivos para alcanzar los 270 que semanas después lo nombrarían presidente en el Colegio Electoral.

McCain, por su parte, se abraza a unos pocos indicios alentadores. En Florida, la ventaja de Obama (48,5 a 46%) se encuentra dentro del margen de error. En Carolina del Norte aparecen empatados y en Missouri lidera el republicano por 0,4 punto porcentual.

El triunfo de McCain, aunque improbable, resultaría histórico por igual, en una contienda que los académicos comparan con las que protagonizaron John Kennedy y Richard Nixon en 1960.

Comentá la nota