PRIMERO ERAN PEDRADAS Y AHORA SIN DISPAROS LOS QUE RECIBEN A LOS PATRULLEROS EN CHACRA IV

La inseguridad en horario nocturno en la zona de Chacra IV no resulta una novedad, aunque ese grado de violencia va en franco ascenso, sobre todo contra la figura policial.
Esto ocurrió en la noche de lunes cuando el móvil 286, un Volkawagen Polo, fue recibido en calle Garibaldi al 3200 con un disparo que aparentemente habría sido efectuado con un arma de aire comprimido. La detonación impactó contra un cristal lateral, a escasos centímetros de donde viajaba como ocupante un oficial que afortunadamente resultó ileso.

El hecho se registró a las 23.15 del lunes cuando el móvil 286, un Volkswagen Polo, concurría a la zona de Chacra IV a cargo del Oficial Benito Macías, cuando al pasar por la cuadra de Garibaldi al 3200, los efectivos a bordo escucharon una detonación.

La misma impactó en el cristal delantero del acompañante, a escasos centímetros de este oficial, quien milagrosamente resultó ileso, a pesar del estallido del vidrio.

Los efectivos no pudieron precisar el sitio exacto del cual habría partido este disparo, así como tampoco se pudo precisar efectivamente de que tipo de arma se trató, si bien no pudo ser hallado el proyectil.

Mas allá de esto, la situación demuestra el preocupante crecimiento que viene sosteniendo la inseguridad en este sector de la ciudad de Río Grande.

Comentá la nota