Las primeras 21 casas del barrio policial fueron adjudicadas en un acto.

Veintiún beneficiarios salieron adjudicados durante un sorteo efectuado en el salón rojo del Concejo Deliberante, para dar destinado a las primeras 21 de un total de 77 unidades del complejo que se está erigiendo en el predio ubicado en Arias y Capitán Vargas.
De la ceremonia participaron no solamente los inscriptos en la nómina, junto a sus familiares, sino también autoridades policiales con asiento en nuestra ciudad.

Estuvo presidido por el secretario general y de Seguridad municipal Damián Itoiz y la concejal del Frente Cívico Concertación - Junín por Todos, Gladys Hilgert, que tuvo una directa gestión en el proyecto.

El plan instrumentado a través del Programa Compartir es realizado con fondos del Instituto de la Vivienda provincial, con el aval del Municipio y el Ministerio de Seguridad.

Los adjudicatarios

Los beneficiarios del sorteo -fiscalizado por el escribano Ernesto Luis Lamelza- fueron César Walter Feletto, Pablo Alberto Polanco, Andrés Ledesma, Leandro Rinaldi, Gustavo Pascual Ferreira, María Lorena Guruceaga, Fernando Santana, Andrea Telleldín, Alejandro Colombo, Gonzalo Fabián Oyarzabal, Gustavo Biagetti, Alfredo Goycochea, Andrés Fotti, Leonardo Lamelza, Hugo Alfredo Alemis, Paulo Jesús Córdoba, Sergio Walter Cabrera, José Molina, Antonio Mario Strussi, Guillermo Torres y Francisco Domínguez.

Como suplentes quedaron Walter Javier Chiucaloni, Juan Pablo Felioga y Jorge Alberto Alvarez.

La tranquilidad del techo propio

"Esto también es otra manera de trabajar sobre la seguridad en la ciudad de Junín", expresó al abrir el acto el doctor Damián Itoiz.

"Hay muchas cuestiones que tienen que ver con la formación, el salario, con la responsabilidad. Esto de que nosotros podamos ayudar a que algunos de los policías de Junín tenga la tranquilidad de tener un techo para sus familias, también es una manera de ayudar a mejorar la seguridad", al quitarles de encima un peso importante como es estar pensando el pago de un alquiler, excediendo incluso al precio de las viviendas que hoy tienen.

Tener fe y esperanza

"Felizmente ha salido adelante", destacó la concejal Gladys Hilgert.

Ha sido una muy buena noche para las 21 familias favorecidas por el sorteo.

Pero exhortó a los restantes inscriptos a "tener fe y esperanza, porque seguiré trabajando hasta ver terminada las 77 viviendas".

Detalló la edil que este plan preveía dos sorteos de unidades: uno entre los 47 adjudicatarios que no poseían terrenos propios (están incluidas las 21 viviendas que se adjudicaron anoche); y el otro con los 30 propietarios de los lotes que habían adquirido hace dieciocho años.

Las unidades habitacionales tienen 62 metros cubiertos, integrados en dos plantas. En la superior están contemplados dos dormitorios y un sanitario, y abajo, espacio para otro baño, un living comedor amplio y cocina.

El plan contempla la cancelación de la deuda en 25 años, y aún el Instituto de la Vivienda no fijó la cuota, pero no afectará más del 20 por ciento del sueldo.

Adelantó que si no hay trabas burocráticas u otros inconvenientes, a fin de año se estarían entregando las llaves.

Comentá la nota