Por primera vez el municipio capitalino secuestrará motos

Esto sucederá a partir de la puesta en marcha del Estacionamiento Controlado. Harán actas de infracción.
Por estos días se están marcando zonas de estacionamiento, lugares prohibidos y sendas para discapacitados. Todo con el objetivo de poner en marcha el ansiado estacionamiento controlado impulsado por el municipio capitalino. Cuando se implemente, pasando mediados de enero, la institución secuestrará por primera vez con la ayuda de personal y movilidades propias, las motos y bicicletas que estacionen en lugares no permitidos.

La medida presenta una rigurosidad sorprendente. Desde el municipio alegan que quieren organizar de forma eficiente y rápida el tránsito tanto vehicular como peatonal. El máximo castigo para quienes se movilizan en 2 ruedas y estacione en sitios no autorizados será el secuestro del vehículo. El municipio lo hará con camionetas propias con la colaboración de 60 operadores que vigilarán y guiarán a las personas en la calle y poseerán equipos satelitales que les brindarán los registros de infracciones con sólo consultar las patentes. Además la comuna tendrá 10 inspectores encargados de los secuestros. Pero sólo se llevará adelante la retención del rodado mal estacionado si su dueño es reincidente en esa infracción.

La ordenanza que da la potestad al municipio de la Capital de remover y secuestrar motocicletas data de 1998, pero no se aplicó. Jorge Rosales, presidente del Concejo Deliberante, dijo que "antes, por ejemplo, en caso de que una moto estorbara el paso en un puente se llamaba a la policía para que la sacara del lugar, pero pronto la comuna podrá contar con un vehículo propio de remoción y una playa de retención para las motos".

Que después de 10 años se aplique la ordenanza se debe a varias razones. Una es que ha crecido enormemente la cantidad de motos en la provincia. Otra es que muchos comerciantes presentaron quejas al municipio porque sus frentes quedan cubiertos de estos vehículos estacionados lo que molesta la circulación de los peatones. Asimismo, se pensó que en caso de un sismo importante las filas de motos frente a las puertas de cualquier local céntrico representarían un gran estorbo.

Las motociclistas tendrán zonas de estacionamiento bien delimitadas y gratuitas. Podrán dejar sus vehículos en los sectores permitidos de los boulevares de las 4 avenidas céntricas Córdoba, Libertador, Rioja y Alem. Además, lo podrán hacer en zonas aceptadas de veredas anchas que no estorben salidas como en el correo por Mitre, entre Tucumán y Rioja. En estos momentos se analizan más lugares.

La zona exclusiva para motos ubicada en el costado este calle Gral. Acha, frente a la Plaza 25 se transformará en lugar para automóviles, al igual que el lado norte de la calle Rivadavia, también frente a la plaza. Pero todavía no se determina si pararán taxis o particulares.

Sólo quedan detalles por resolver en la ordenanza. El Concejo Deliberante capitalino ya elaboró la normativa general con las prohibiciones y lo permitido en el estacionamiento. Según Rosales sólo falta la revisión del Ejecutivo municipal con la determinación de horarios, espacios para cada tipo de vehículo y otros puntos que se resolverán en los próximos días.

Comentá la nota